Se trata de la red Día a Día que cuenta con 36 tiendas

 6 febrero, 2015

Caracas

Filas afuera de un supermercado en Caracas
Filas afuera de un supermercado en Caracas

El control de una cadena privada venezolana de supermercados, con 36 tiendas y acusada de "guerra económica", será asumido por el Gobierno venezolano, según ordenó el presidente Nicolás Maduro, quien no precisó si esta decisión implica una expropiación.

El mandatario tampoco explicó si la medida es de carácter permanente o provisional.

"A partir del día de mañana la red estatal Pdval asume todos los servicios de esta red que le estaba haciendo la guerra al pueblo", dijo Maduro en un acto público transmitido por la televisión estatal.

El mandatario no citó el nombre de la cadena, pero se presume se trata de Día a Día, que esta semana fue objeto de una intervención gubernamental y cuyo director general, Manuel Morales, fue declarado formalmente preso este viernes acusado de "boicot y desestabilización" de la economía, según informó el ministerio público.

Esta disposición contra Día a Día tiene lugar luego de que el pasado martes, también por orden de Maduro, autoridades civiles y militares tomaron las tiendas de la cadena para supervisar la venta de alimentos y otros productos, así como supervisar sus existencias.

Maduro no precisó si la medida anunciada este viernes se trata de una expropiación de esta cadena, si habrá una indemnización o si el Gobierno se limitará a asumir la administración de manera provisional o permanente, aunque sí señaló que están garantizados los derechos laborales de los trabajadores.

El proceso contra Día a Día será ejecutado por la Superintendencia de Precios Justos para que la cadena pase a control de la red estatal Productora y Distribuidora Venezolana de Alimentos (Pdval).

Estas acciones contra Día a Día se enmarcan en una estrategia gubernamental contra la llamada "guerra económica" que Maduro viene denunciando desde que llegó al poder y que afirma que es alentada por el sector privado y la oposición ligada a grupos conservadores de Estados Unidos y Colombia.

Esta semana, la cadena privada Farmatodo dedicada al comercio de medicinas, higiene personal y alimentos básicos, también fue objeto de una intervención por parte de autoridades gubernamentales por orden de Maduro.

A la par de las inspecciones contra ambas cadenas, directivos de las mismas han sido detenidos e interrogados por el Servicio Bolivariano de Inteligencia.

Etiquetado como: