Es la primera vez, que los partidos árabes participan unidos en una contienda electoral

 27 febrero, 2015
La elección será el 17 de marzo próximo
La elección será el 17 de marzo próximo

Nazaret

Por primera vez en la historia de Israel, los partidos árabes participarán en las elecciones legislativas con una sola lista con el objetivo de garantizar la presencia árabe en el país.

La decisión de presentar una lista única en las elecciones anticipadas del 17 de marzo próximo fue inducida en parte por la decisión de aumentar de 2% a 3,25% el mínimo necesario de votos para participar en el reparto de escaños en la Knesset, el parlamento israelí.

Ese nuevo límite, adoptado por iniciativa de Avigdor Lieberman, el ultranacionalista ministro de Relaciones Exteriores, obligó a los partidos árabes a ponerse de acuerdo para no quedar fuera del Parlamento.

La lista única de los descendientes de los árabes que permanecieron en sus tierras tras la creación del Estado de Israel en 1948 responde, además, a una vieja posición de los dirigentes palestinos y a la voluntad de los electores.

Rabie, de 38 años, un habitante de Nazaret, dice que la unidad de los partidos árabes hará que vote por primera vez en su vida.

"Antes boicoteaba a los partidos árabes porque caían en la trampa de la división. Esta vez voy a dar mi voto a la lista única", dijo Rabie.

La lista única reúne a los comunistas del Frente Democrático para la Paz y la Igualdad (FDPE), los nacionalistas árabes de la Unión Nacional Democrática (RMD), el Movimiento Islamista y el Movimiento Árabe para la Renovación (MAR).

Entre los 15 primeros lugares de la lista, con posibilidades de ser electos, según los sondeos, figuran mujeres, musulmanes, cristianos, drusos e incluso un judío, el diputado comunista Dov Khenin.

La decisión de unirse para representar a los 1,3 millones de árabes israelíes apunta a contrarrestar la presión de la derecha, explicó Ayman Odeh, jefe del FDPE, que encabeza la lista.

"Las incitaciones al odio antiárabe aumentaron y amenazan ahora la existencia de los árabes en Israel ", dijo a la AFP Ayman Odeh.

Según él, ese recrudecimiento se hizo más visible después de la última guerra de Gaza, en julio y agosto del 2014, y la propagación de la violencia de los territorios ocupados a las localidades árabes en Israel .

Cuando, en aras de solucionar el conflicto palestino-israelí, Lieberman propone cambiar algunos territorios poblados por árabes israelíes con colonias judías en Cisjordania, lo que propone en realidad es "expulsarnos del país", afirmó Odeh.

Lieberman, que se ha convertido en el principal enemigo de los árabes israelíes, propone una "separación" máxima entre judíos y árabes, que para él representan un peligro para la seguridad de Israel .

Los árabes israelíes representan en la actualidad más del 20% de la población de Israel, pero en el Parlamento solo cuentan con 12 diputados de un total de 120, o sea el 10%.

Hasta ahora ningún partido árabe participó en una coalición gubernamental porque se oponen a asociarse con partidos sionistas.

Otro factor que pesó mucho en la constitución de una lista única fue un proyecto de ley del primer ministro Benjamin Netanyahu que apunta a reforzar el carácter "judío" del Estado de Israel .

Los defensores de los derechos de las minorías ven en esa ley la institucionalización del racismo y la discriminación.

Según los sondeos, la lista única parece estimular el voto de los ciudadanos de origen árabe, que habitualmente se abstienen.

La participación podría llegar hasta un 66%, diez puntos porcentuales más que en las legislativas del 2012.

Los sondeos indican por el momento una reñida lucha entre el Likud, partido de Netanyahu, y el Campo Sionista, alianza de los laboristas y los centristas de Tzipi Livni. Cada uno obtendría entre 22 y 24 escaños.

Por su parte, la lista árabe se ubica en cuarto lugar con un mínimo de 12 diputados.

Etiquetado como: