Vivir

Peces contaminados yacen en aguas profundas de Fukushima

Actualizado el 26 de octubre de 2012 a las 12:00 am

Vivir

Peces contaminados yacen en aguas profundas de Fukushima

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         Hace más de un año, las comunidades costeras del Japón pescaban despreocupadamente. Hoy, los altos niveles de radioactividad lo prohiben. | AFP
ampliar
Hace más de un año, las comunidades costeras del Japón pescaban despreocupadamente. Hoy, los altos niveles de radioactividad lo prohiben. | AFP

Tokio (AP). Los niveles de cesio radiactivo en la mayoría de los tipos de peces extraídos frente a las costas de Fukushima no han declinado en el año posterior al peor desastre nuclear en Japón. Se considera que es una señal de que el lecho marino debe estar contaminado o que la filtración de los reactores dañados debe seguir contaminando las aguas, y amenazará posiblemente la pesca durante décadas, advirtió un investigador.

Aunque la gran mayoría de los peces examinados frente a la costa nordeste de Japón sigue por debajo de los límites, recientemente ajustados, de cesio 134 y cesio 137 en los alimentos de consumo, los datos del gobierno japonés indican que el 40% de los peces que habitan en profundidades como el bacalao, el lenguado y el mero están por encima del límite, escribió Ken Buesseler, un químico marino en el Instituto Oceanográfico Woods Hole de Massachusetts, en un artículo publicado en la revista Science .

Al analizar los datos recolectados por el ministerio de agricultura, pesquería y forestal, halló que los niveles de contaminación en casi todas las clases de peces no están declinando un año después del desastre del 11 de marzo del 2011. Un maremoto y una ola gigante inhabilitaron el sistema de enfriamiento de la planta Dai-ichi, de Fukushima, y el uranio se fundió en tres reactores y filtró radiación en el ambiente y en el océano.

“Las cifras (de radiactividad) no bajan. Los océanos suelen hacer que las concentraciones disminuyan si se cierra el grifo”, dijo Buesseler a la Associated Press en una entrevista. “Deben estar recibiendo el cesio de algún modo. La primera opción es que el lecho marino sea la fuente de la contaminación continua. La otra fuente podrían ser los mismos reactores”, afirmó.

La seguridad de los peces y otros alimentos en torno de Fukushima sigue siendo una preocupación para los japoneses, que están entre los pueblos del mundo que más mariscos consumen.

La mayoría de los peces y los mariscos frente a las costas de Fukushima están prohibidos tanto para el mercado nacional como para exportación.

  • Comparta este artículo
Vivir

Peces contaminados yacen en aguas profundas de Fukushima

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota