7 junio, 2014
Imagen sin titulo - GN
Imagen sin titulo - GN

Desde el año 2010, se propuso ser abstemio, pero la reciente publicación de una autobiografía Daniel Radcliffe revela que el actor recayó en su adicción al alcohol.

El periodista Randy Jernigan, encargado de escribir el libro, afirmó que el estrés del espectáculo obligó al protagonista de la saga de Harry Potter a buscar consuelo en el extremo de una botella.

“Él tuvo que aprender un profundo acento irlandés y poner tanto tiempo en los ensayos de El cojo de inishmaan , lo hizo recaer porque volvió a sus viejas formas de pensar”, declaró Jernigan.

Por su parte, Radcliffe expresó en el 2012 que cuando tenía 20 años llegó a trabajar borracho en muchas ocasiones.

“Nunca bebí en la filmación de Harry Potter . Me iba a trabajar borracho, pero nunca bebí en el set. Puedo señalar muchas escenas en las que estoy ido”, dijo.