Antonio D'Agostino dijo que la familia de Álvarez no le avisó de su fallecimiento

 21 noviembre, 2013
La repentina muerte de la actriz mexicana Karla Álvarez sorprendió a su familia y a varios de sus compañeros actores, entre ellos la tica Maribel Guardia. | EL UNIVERSAL/GDA
La repentina muerte de la actriz mexicana Karla Álvarez sorprendió a su familia y a varios de sus compañeros actores, entre ellos la tica Maribel Guardia. | EL UNIVERSAL/GDA

San José

El viudo de la actriz Karla Álvarez, Antonio D'Agostino, se lamentó que al momento de la repentina muerte de la mexicana, estuvieran distanciados, en declaraciones que brindó a la revista TV Notas, y reseñado hoy en el sitio de espectáculos de Televisa esmas.com.

"Lamentablemente, por problemas míos, porque cometí errores, nos dimos un tiempo, y al morir ella estábamos separados", dijo el hombre de origen italiano de 66 años a la revista.

"Estoy destrozado desde que lo supe y su familia no fue ni para avisarme. Nos casamos en Morelos y ellos fueron a la boda. Con su mamá y sus hermanas siempre me llevé muy bien; a Mercedes (la mamá) la quiero mucho", explicó D'Agostino a la publicación.

El medio le cuestionó si el alcohol fue la principal razón por la que Karla lo dejó, a lo que respondió: "Ya confesé que me gusta el tequila, comer bien, el vino; soy italiano. Lo que quiero decirte, es que fue mi culpa, cometí errores, pero la amaba mucho, y ella a mí", indicó el italiano.

Sobre sí conocía alguna adicción que padecía Álvarez, solo dijo que tiene los mejores recuerdos de ella. "Solo puedo decir que fue maravillosa", dijo D'Agostino.

En varios medios mexicanos se mostraron los documentos que evidencian que Karla Álvarez sometió una petición de divorcio contra D'Agostino, quien antes se había separado de su otra esposa al enamorarse de la actriz mexicana.

Por su parte, el padre de Karla, Carlos Álvarez, descalificó a D'Agostino. "No le crean, son puras mentiras. Antonio es un charlatán, un oportunista".

Karla Álvarez falleció por problemas de salud relacionados a la bulimia y la anorexia. La muerte de la actriz mexicana, a los 41 años, ha causado una enorme conmoción en su país, donde era una cara muy conocida por su papel en novelas como La Mentira y María Mercedes.