Este domingo, el edificio de patrimonio histórico recibirá a cinco panaderías que ofrecerán su comida por una entrada de ¢10.000

Por: Natalia Díaz Zeledón 17 diciembre, 2016
En su primera edición, Cocina josefina destacó a nueve chefs de Costa Rica. Cortesía de Barrio.
En su primera edición, Cocina josefina destacó a nueve chefs de Costa Rica. Cortesía de Barrio.

“Barrio es un proyecto filosófico no es un negocio” , asegura el artista Paco Cervilla, uno de los dos socios fundadores del proyecto radicado en el edificio Steinvorth. “¿Qué pasa cuando usted pone a lo mejor de la cultura contemporánea a convivir en espacios?”

Este domingo 18 de diciembre, Barrio organiza la segunda edición de su programa gastronómico Cocina josefina . Tal y como lo explica Cervilla, la selección de los puestos culinarios que ocuparán el primer piso del Steinvorth no es arbitraria.

“Reunimos lo mejor de una generación de gastronomía y la pusimos en un espacio a colaborar y ver simplemente qué pasaba, qué repercusiones tenía en la gente”, detalló Cervilla de la primera edición, convocada para comienzos de octubre.

“Decidimos hacerlo con panaderías y reposterías”, detalla de la segunda edición.

Los puestos estarán ocupados por cinco cafeterías que hornean sus propios panes: Cumpanis , una panadería ubicada en Los Yoses y especializada en panes de masa madre; Olivia’s , un restaurante de Escazú que ofrece pizza y pan artesanal; The Whisk , ubicada en Zapote y que ofrece pan y repostería; la cadena de cafeterías Café Miel y el restaurante Manos en la masa (barrio La California).

La entrada al Steinvorth tiene un costo de ¢10.000 e incluye una degustación en cada uno de los puestos, así como una muestra de cerveza alemana y vino orgánico en el puesto ocupado por el supermercado Auto Mercado.

Las entradas se pueden comprar en cualquiera de las panaderías involucradas y en todos los Auto Mercado. Son limitadas a 250 asistentes.

En el mismo piso se mantendrá abierta la cafetería residente del edificio Steinvorth, Café La Mancha ( su menú no está incluido en la oferta de la entrada).

También dentro del edificio estará la mixóloga Liz Furlong ofreciendo sus cocteles.

Cervilla asegura que los asistentes podrán entrar y salir del edificio.

Cocina josefina no se trata de ir a comer ni siquiera de alabar la gastronomía: se trata de ir a San José”, explica el gestor del programa de Barrio. “La gente va, puede comer en uno de los puestos, se va a un museo, se come otra cosa, va y camina un rato y regresa a quedarse otro rato. Cocina josefina se trata de redescubrir una ciudad no explorada”.

Calidad de vida. Cocina josefina forma parte de una programación en construcción que organizan el artista y diseñador Paco Cervilla junto al arquitecto Julián Mora.

Conectados por la efervescencia de los lazos del Festival Internacional de Diseño (FID), arremetieron juntos a diseñar un proyecto de incidencia social fuera de los paradigmas convencionales de préstamos de servicios y ventas de bienes.

“Barrio es una plataforma de innovación social que facilita la colaboración multidisciplinaria para mejorar la calidad de vida nacional”, asegura Cervilla.

Tras el cierre del bar Steinvorth que ocupaba el segundo piso del edificio, el lugar ha sido usado para diseñar “experiencias” de arte y entretenimiento. En el primer piso se mantienen abiertos otros locales: una cafetería, una tienda de música y un medio de comunicación.

El alcance del programa Barrio, hasta ahora, no ha sido masivo sino puntual. La convocatoria para las actividades se hace por medio del “boca en boca” o aprovechando el impacto que tienen sus colaboradores –tanto los lazos que tienen con las comunidades en las que tienen sus negocios como la presencia que tienen en redes sociales–.

El domingo 18 de noviembre, desde 11 a. m. y hasta las 2 p. m., el edificio Steinvorth albergará panadería y repostería de cinco locales, además de productos de Auto Mercado. Las entradas tienen un costo de ¢10.000 y se pueden conseguir en los comercios gastronómicos afiliados a la actividad. El cupo es para 250 asistentes.