Mujer fue alertada del asalto a repartidor y se fue en la misma moto de quien le avisó

Por: Hugo Solano 14 agosto, 2013
Un poco despeinada y viendo los casquillos en el piso, Sara Arias, dio gracias a Dios de que este jueves puede celebrar otro Día de la Madre.
Un poco despeinada y viendo los casquillos en el piso, Sara Arias, dio gracias a Dios de que este jueves puede celebrar otro Día de la Madre.

La mañana de este miércoles dos antisociales que iban en un carro de lujo fueron vistos por vecinos cuando asaltaban a los ocupantes de un camión repartidor.

Un hombre en moto salió hacia la delegación de la Fuerza Pública de Calle Fallas y contactó a la oficial Sara Ortiz, de 54 años y quien tiene 22 años de laborar en la Fuerza Pública, la cual se montó en la moto con el denunciante y se fue al lugar.

Al corroborar el asalto se atrincheró detrás de una pared y dio la orden de alto, a lo cual los tipos respondieron con una lluvia de balas, por lo que tuvo que repeler el fuego.

Los asaltantes al ver que les disparaban bajaron el arma y trataron de esconderla. Ortiz les pidió que se bajaran del carro y los tipos, dos hermanos de apellido Granados, de 23 y 24 años, fueron detenidos en la escena por la mujer que pronto fue asistida por los refuerzos policiales.

El caso ocurrió diagonal al súper Roxinia a eso de las 11 a. m.

La oficial Arias tiene seis hijos y 15 nietos y ha participado en gran cantidad de casos policiales, informó la Fuerza Pública.

Ya más tranquila, en la delegación, con parte de lo decomisado.
Ya más tranquila, en la delegación, con parte de lo decomisado.

"El ciudadano llegó e inmediatamente me desplacé al lugar. Los sujetos decían que no era policía e insultaban" dijo Arias.

En la escena se decomisó un arma, dos cargadores y un Jeep Cherokee. Todo quedó a la orden de las autoridades judiciales.