Pesquisas policiales revelan que el taxista murió por una bala perdida

Por: Hugo Solano 18 febrero, 2016
Los sospechosos de protagonizar una balacera en la que falleció el taxista Rigoberto Herrera, de 40 años, quedaron detenidos.
Los sospechosos de protagonizar una balacera en la que falleció el taxista Rigoberto Herrera, de 40 años, quedaron detenidos.

Tres adultos y un menor fueron detenidos este jueves, en Pavas de San José y en Batán de Limón, como sospechosos del homicidio del taxista informal Rigoberto Herrera Acuña, de 38 años, quien fue asesinado eel 14 de diciembre del año pasado, en Finca San Juan de Pavas.

Entre los detenidos hay dos hombres de 23 años, de apellidos Obando y Fernández, uno de 19, apellidado Oviedo y un menor de 17 años.

Aunque en un principio se había indicado que el móvil del crimen fue un intento de asalto, el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) indicó hoy que los sospechosos habían hecho una balacera para atacar la vivienda de una persona y, en ese momento, pasaba por el lugar Rigoberto Herrera Acuña, quien recibió un balazo en el cuello y falleció.

De acuerdo con la Policía, Herrera no tenía relación con lo que estaba sucediendo.

Al las 7 a. m. de este jueves, los agentes judiciales allanaron cuatro casas en Pavas y una en Batán. En una de las vivienda, fueron detenidos Obando y al menor de 17 años, mientras que Fernández se presentó a las oficinas del OIJ en San José y ahí se le detuvo.

En el operativo se decomisaron municiones para arma de fuego de varios calibres.

El otro joven de 19 años, a quien se le relaciona con los hechos donde falleció el taxista, se encuentra en prisión, ya que fue detenido un día después del asesinato por otros hechos, informó la oficina de prensa del OIJ.