Por: Hulda Miranda P. y Óscar Rodríguez 12 marzo, 2015

San José (Redacción). El empresario Ricardo Blanco Solís fue condenado a diez años de prisión por ordenar el ataque a balazos contra un ingeniero municipal de Pérez Zeledón, según comunicó hoy la Fiscalía de la zona.

La sentencia se dictó hoy, cuando el acusado aceptó los cargos y se sometió a un proceso abreviado.

La agresión ocurrió el 17 de enero del 2012. La víctima fue el funcionario municipal Álvaro Barrantes Leiva, de 34 años, quien sobrevivió a los disparos.

La causa del ataque fue que el ingeniero le negó a Blanco unos permisos para una gasolinera.

Meses después, el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) detuvo a Blanco y a otros tres sujetos como cómplices.

El mes pasado se realizó el juicio en Pérez Zeledón, en el cual se condenó a dos hombres a 25 y 15 años de cárcel; sin embargo Blanco no se presentó al debate por lo que fue declarado en rebeldía.

El lunes, la Fiscalía y el OIJ realizaron un allanamiento en una clínica privada en El Roble de Puntarenas y lo detuvieron.