Por: Carlos Láscarez S. 3 mayo, 2014

El cuerpo quedó a la par de una malla tras la estocada. | EDGAR CHINCHILLA
El cuerpo quedó a la par de una malla tras la estocada. | EDGAR CHINCHILLA

El Tribunal Penal de San Carlos condenó a 16 años de prisión a un hombre de apellido Chinchilla, tras hallarlo responsable del asesinato de un adulto mayor de 67 años.

El homicidio se remonta al 26 de enero del año pasado fuera del salón comunal de Quebradón, situado 10 kilómetros al norte de Upala.

La víctima mortal fue el agricultor Andrés Potoy Vanegas, quien murió tras recibir una puñalada en el cuello, confirmó la Cruz Roja.

La aprehensión del homicida ocurrió cuando este pretendía subirse a un autobús que iba para Cañas, Guanacaste, confirmó ese día Allan Obando, director policial.

Según añadió, cerca del lugar de los hechos encontraron el puñal. Potoy era vecino de Quebradón y era padre de cinco hijos.

De acuerdo con el reporte que proporcionó la Cruz Roja Potoy estaba tirado en el suelo, tenía una profunda herida en el cuello que le produjo mucha pérdida de sangre.

A Chinchilla de 19 años se le atribuyeron los delitos de homicidio calificado y robo agravado.

Tras escuchar el fallo en su contra fue enviado por personeros del Ministerio de Justicia hasta la cárcel de La Marina en San Carlos.

Etiquetado como: