El rutero costarricense le da las gracias a Beñat Intxausti, porque asegura que gracias a su trabajo, hoy logró conservar ese cuarto lugar en la clasificación general

Por: Fanny Tayver Marín 30 mayo, 2015

Con más de 3.000 kilómetros pedaleados y a sabiendas de que ya pasó lo peor, lo más duro y que tan solo tiene que completar la etapa llana de 178 kilómetros entre Turín y Milán para culminar este Giro de ensueño en la cuarta casilla de la clasificación general, el ciclista costarricense Andrey Amador asegura que está muy contento con el momento único e inolvidable que está viviendo.

"Se sabía que el podio realmente era complicado, pero debemos estar contentos con lo que hemos conseguido. Como en días anteriores, he seguido la misma técnica en carrera: mantener un ritmo constante, sin 'pasarme de rosca', con la diferencia de que hoy había que dar todo sin pensar en mañana", expresó Andrey Amador en la página web de su equipo.

Y repitió las palabras del campeón virtual, Alberto Contador (Tinkoff Saxo), quien hoy sufrió una crisis.

"Fue un día bastante complicado en general. El inicio fue rápido, lo que hizo la etapa más dura; la ascensión a Finestre fue fuerte, con ese 'sterrato' que, aunque tenía un poco de humedad no nos lo hizo más complicado, pero sí añadió un punto más de atención, y ese final en alto en Sestriere persiguiendo", relató el héroe del ciclismo costarricense.

Amador explicó que en la primera ascensión perdió tiempo.

"Pero he tenido la suerte en la última ascensión de contar con Beñat (Intxausti), que ha hecho un trabajo grandísimo, una exhibición de cara a meta. Descontó tiempo e impidió que (Ryder) Hesjedal, que aunque estaba lejos, comenzaba a amenazar y nos pusiese en problemas".

Por eso, Andrey solo tiene palabras de agradecimiento para Intxausti.

"Le estoy totalmente agradecido. Sin los compañeros no se podría lograr esto. Tener el apoyo del resto del equipo en el inicio de la etapa y de Intxausti en ese último puerto ha sido la clave para descontar tiempo con la cabeza y mantener el cuarto lugar", afirmó.

Quizás, ni el mismo Andrey Amador tiene la noción real de lo que significa su cuarto lugar en la general del Giro.

"El ciclismo, el deporte, la vida... son así. A veces se llega a un punto de madurez necesario para estos éxitos o se tiene una oportunidad como la que he tenido en este Giro. Creo que lo supe aprovechar. Para mí es una gran confianza de cara al futuro. Igual, el cuarto lugar no lo acaba recordando más que quien lo hizo, pero es un paso adelante muy importante en mi progresión. Confío en poder seguir así, colaborando con el equipo y obteniendo resultados", aseguró Amador.

Sin embargo, Costa Rica jamás olvidará esta proeza del mejor ciclista nacional de todos los tiempos.

"Este equipo tiene grandes líderes, como Nairo (Quintana) o Alejandro (Valverde), pero los demás siempre hemos contado con oportunidades. Se nos ha dado en este Giro y creo que lo hemos hecho bien, pero la clave para nosotros es colaborar con ellos".

Después de llegar a Milán, el tico descansará.

"Regresaremos a Barcelona parar recuperar durante algunos días de los esfuerzos de la carrera y veremos cómo evoluciono para valorar cuál será nuestro siguiente calendario, y si permanezco en Europa, o regreso a casa (Costa Rica)", finalizó Andrey Amador.

Encuentre aquí la crónica y el paso a paso de la penúltima etapa del Giro de Italia.