24 mayo, 2014

Cartago. Daniel Quirós es, desde ayer, el nuevo delantero del Cartaginés gracias a que el Juzgado laboral de menor cuantía de Puntarenas lo habilitó para que pudiera firmar con el club brumoso.

Quirós (der.) con el jercarca brumoso Daniel Vargas. | CARLOS BORBÓN
Quirós (der.) con el jercarca brumoso Daniel Vargas. | CARLOS BORBÓN

Así lo reveló su representante legal, Carlos Hernández Acosta, quien presentó un recurso ante ese despacho judicial para que a Quirós no se le impidiera trabajar.

“También recibimos el apoyo de la Unión Nacional de Fútbol (Unafut) y de la Asociación de jugadores profesionales (Asojupro), lo que allanó todavía más ese trámite que hoy (ayer) concluimos”, agregó Hernández.

El porteño de 22 años firmó por dos torneos con los blanquiazules.

“Al llegar a un equipo grande e histórico, mi meta es consolidarme como jugador, y aportar, para el ansiado título que busca de hace muchos años”, afirmó.

Quirós no oculta, que viene con la ambición de ser goleador, “ojalá lo pueda ser, y si no contribuir con otros compañeros para que lo sean”, agregó.

En las filas brumosas encontrará “un viejo conocido”, su compañero en la delantera porteña, el argentino Luciano Bostal, quien también firmó con los brumosos.

A Daniel, lo acompañó también su madre Marianela Pérez, quien expresó que la firma de su hijo, con el Cartaginés, es agridulce, pues dice que a ella, cree que por represalia, la despidieron del Puntarenas.

Doña Marianela trabajaba en el Estadio Lito Pérez donde cumplía funciones como regar la cancha y realizar la limpieza.

Por otra parte, el presidente brumoso, Daniel Vargas, dijo que con la contratación de Quirós, se terminó de conformar el equipo arrancará la pretemporada, bajo el mano del técnico Mauricio Wright.

“Según le responda el conjunto, conjuntamente con el director deportivo Claudio Ciccia, veremos sí hay algún departamento a reforzar”, afirmó el jerarca.