11 abril

Línea con problemas

A cliente le negaron plan luego de aprobado

Compré a Claro una línea, pero tuvo problemas, pues el chip se llevaba toda la recarga. El siguiente chip no enviaba mensajes y no se supo el motivo. El tercero por fin funcionó. Cuando solicité un plan, tres meses después y al menos ocho visitas a la sucursal, más una carta de descargo el ocho de febrero, el seis de abril, después de decirme que ya estaba aprobado el plan, me dijeron que no.

Es difícil entender el mal trato a los clientes, además de las pocas “armas” que tienen los empleados y el supervisor para responder inquietudes. ¿Por qué no crean un protocolo para no ir tantas veces a ver si aprueban al cliente un plan? ¿Cuánta gente vive el mismo calvario y se queda callada ante la inoperancia de la Superintendencia de Telecomunicaciones (Sutel) y la Oficina del Consumidor y, por supuesto, la cúpula de Claro.

Luis Vázquez Madrigal

Cartago

Robo de gasolina

Tenía la impresión de que robarse un poco de gasolina del poliducto de la Refinería Costarricense de Petróleo (Recope) era cosa de hacer un pequeño hueco en la tubería, colocar en él una manguerita y así, fácilmente, llevarse una pichinga de gasolina para la casa (esto no es posible, desde luego).

Al enterarme por un reportaje de La Nación de que algo así, pero a lo grande, se acababa de hacer es para caerse de espaldas. Se robaron, no una pichinga, sino quién sabe cuántos cisternas. ¿Cómo ocurrió eso? ¿Recope no tiene un control para saber cuánto se está entregando de gasolina, en dónde y a quién? Es elemental la existencia de un reloj de descarga y que una persona esté a cargo de un programa de entrega de combustible.

Carlos Luis Barrientos Guerrero

Coronado

Ataques sin razón

Mario Madrigal ataca y ataca a la Iglesia católica ( Opinión, 9/4/17). ¿Sus motivos? Solo él sabe cuáles son. Ni siquiera tiene la valentía de decir por qué ataca a la Iglesia. Dijo una vez que fue monaguillo, pero, por el odio que le tiene a la Iglesia, no creo que fuera un buen monaguillo, a menos que hubiera tenido algún problema con algún sacerdote. Ni siquiera dice si es protestante o ateo.

Es cansado estar leyendo sus ataques sin dar una justificación válida. No volveré a leer sus columnas y le mandaré una lectura ejemplarizante de cómo la Iglesia hace algo que él no: ayudar al prójimo necesitado. Ese artículo es de un sacerdote católico que responde a periodistas como él.

Carlos Luis Salas Arroyo

Curridabat

Buena atención

Estoy muy complacido por pertenecer a Coopenae, una gran cooperativa. En especial por la excelente atención que me brindó la funcionaria Carolina Mora Barrientos, del Centro de Información de la sucursal de San José.

Doña Carolina me ayudó a resolver un inconveniente que tuve con el aporte del capital social. Funcionarias como ella demuestran lo importante que es atender a los clientes con profesionalismo y vocación de servicio. Sin duda alguna, los que laboran para la cooperativa son un reflejo de la visión y la misión que se han propuesto.

Alexánder Jesús Porras Sibaja

Alajuela

Cambio de nombre

El puente de la “platina” debería llamarse “el puente de la negligencia”, por la gran cantidad de incompetentes que han intervenido en su reparación o construcción. Algo que cualquier empresa extranjera hubiera realizado en menos tiempo y con menos costo, ahora el gobierno y la empresa a cargo nos dicen que va, nuevamente, a retrasarse la conclusión, ya que se presentaron nuevos problemas.

Una empresa que no sabe presupuestar ni tiempo ni costo de una obra solo es contratada por un gobierno igual a ella.

Olman Paut Mora

Alajuela

Medida pasajera

La Municipalidad de San José dictó una medida para reducir el ruido en los barrios los fines de semana, pero poco hace para hacerla cumplir y dos meses después los “huevitos frescos” y los chatarreros nos invadieron de nuevo. Flor de un día.

Lourdes Mora Vega

Zapote, San José

Etiquetado como: