Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 25 de abril de 2014 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Malestar con la Caja

Pacientes de Palmares

Los recientes cambios que sin avisar ha efectuado la CCSS en la atención de pacientes de Palmares, Alajuela, parecen, más bien, un intento de suavizar el trabajo de sus empleados, y burocratizar (aún más) una atención de por sí lenta. Resulta que ahora para sacar una cita debe llamarse por teléfono de lunes a jueves de 2 p. m. a 4 p. m., y viernes de 2 p. m. a 3 p. m.

Es imposible que la gran cantidad de pacientes que necesitan una cita en todo el cantón puedan acceder a ella por la sencilla y simple razón de que un solo teléfono no da a basto. Es imposible que los que necesitan una cita el mismo día, por razones obvias, deban esperarse, si es que consiguieron la cita, hasta el día siguiente.

No es posible que todos los que no lograron una cita tengan que ir a emergencias, ya sea en Palmares, o al día siguiente al Hospital de San Ramón, puesto que el servicio se satura y la espera resulta perjudicial para las emergencias reales, y los problemas de salud cotidianos. Además, no es posible que para retirar una referencia u otros trámites, limiten la atención al mismo horario señalado, lo que provoca que, cuando se necesita ese trámite hay que pedir en los trabajos todo el día libre, con las consecuencias lógicas, porque no hay disponibilidad completa.

Sugiero, por ello, repensar estas nuevas políticas, y más bien fomentar la eficiencia del personal de la CCSS, además que nuestra seguridad social que mes a mes nos cobran, sea eficiente, diaria, rápida y directa, que atienda a todos los asegurados, . O, por lo menos, que la CCSS provea a cada Ebáis rural de un médico general permanente como se hace en el Valle Central, que nos atienda como merecemos, como pagamos, y como diariamente necesitamos.

Francisco Javier Rojas Rojas

Palmares

Educación general

Con respecto al artículo en La Nación del 17 de abril, firmado por Alfredo Elías Alfaro, Ramos (“A propósito de Intel”), yo estoy totalmente de acuerdo en que el próximo gobierno o ministro de Educación tienen una gran tarea por delante con la formación en nuestro país. Pero se equivoca cuando ataca solamente a los profesores de escuela y colegio, por tener solamente una licenciatura en Educación, porque muhas universidades contratan profesionales que no poseen ninguna formación didáctica para enseñar.

Carlos Masís Acosta

Cartago

Ahorro infantil desmotivado

Mi hijo tiene cuenta en el banco desde los 5 años, la abrió con su abuelo cuando el Banco Davivienda era el HSBC, como una iniciativa para que los niños aprendieran la importancia de ahorrar. Iba vestido de policía a realizar sus depósitos, todo el mundo tenía que ver con él. Siendo el tiempo actual en el que vivimos demasiado consumista, los jóvenes de ahora no tienen noción del valor del dinero, y mucho menos le dan importancia al ahorro. Es muy importante motivemos a nuestros hijos a ahorrar, porque es una de las mejores lecciones que les podemos dejar.

Mi hijo ahora tiene 13 años y, por supuesto, no tiene un ingreso laboral; de vez en cuando, ayuda a su abuelo en un negocio familiar, y se gana unos ¢3 mil, cuando no esta en exámenes. Para mi sorpresa, me puse a revisar su último estado de cuenta y veo que le rebajaron ¢2.530 colones por inactividad de la cuenta y $5 en la cuenta de dólares; es decir que, en total, le rebajaron ¢5.280. Definitivamente no veo que sea un gran incentivo para los niños y perderán a un cliente de años pues a ese paso pierde más de lo que ahorra. Qué lástima que el banco no pone cuidado, ni revisa la edad de sus clientes.

Marianella Calvo Ferlinni

San José

Pacienteagradecida

Un enorme agradecimiento al personal de la Clínica Dr. Carlos Durán Cartín, en Zapote, por su pronta y desinteresada ayuda. Desde la persona que custodiaba la puerta, hasta las enfermeras y doctores que me atendieron el Martes Santo, porque sufrí una quemadura de segundo grado en la frente. ¡Muchas gracias! Personas como ustedes dignifican su profesión y nos hacen creer en la excelencia del servicio que brinda la CCSS. Muchas bendiciones a todos.

Dinia Navarro Méndez

San José

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota