| ‘Mamatón’ tomó área de comidas

Plaza Lincoln se convirtió en una gran sala de lactancia

Personas se sumaron a protesta por restricción a dar de mamar en público

Vocera aseguró que centro comercial respaldó actividad desde el principio

Últimas noticias


        
        
      Lorena Vargas  y Geovanny Ureña asistieron  a la “mamatón” con su hijo Ángel Gabriel. | JORGE CASTILLO
Lorena Vargas y Geovanny Ureña asistieron a la “mamatón” con su hijo Ángel Gabriel. | JORGE CASTILLO ampliar

Con el objetivo de defender el derecho a la libre lactancia, docenas de personas se dieron cita ayer al mediodía en Lincoln Plaza. El fin era apoyar la “mamatón”.

Desde las 11:45 a. m., hombres, jóvenes, adultos mayores y mujeres –en su mayoría vestidos de blanco– se reunieron en el piso principal del área de comidas para participar de esta actividad de protesta que surgió luego de que una mujer denunciara la semana pasada que una oficial de seguridad del centro comercial le prohibió a otra mujer dar de mamar en público.

Otras tres madres sufrieron lo mismo, según relató Ariane Grau, una de las organizadoras.

Conforme pasaban los minutos, la cantidad de asistentes iba creciendo y muchas madres aprovechaban para amamantar a su bebé. Mientras tanto, la gente conversaba y activistas repartían calcomanías con el logo de la “mamatón”, volantes informativos relacionados con la lactancia y hasta prendedores en forma de pecho, elaborados en fieltro.

“Venimos para demostrar que la lactancia es un asunto de amor y no un acto indecoroso”, aseguró Sonia Chaves, pediatra especialista en lactancia.

Con ella coincidió Dinorah Castillo, de 77 años, quien dijo que apoya la causa por los múltiples beneficios de la leche materna. “Además, si algunas mujeres muestran sus senos para hacer publicidad, con mucha más razón es válido hacerlo para dar de mamar”, añadió.

Por su parte, Héctor Vides, padre de dos niños, consideró que la lactancia es un derecho y que “no se puede atribuir verguenza a algo que Dios hizo”.

Voces oficiales. Los organizadores y asistentes se mostraron sorprendidos por la respuesta que tuvo la convocatoria. De hecho, el viernes en la noche, el evento tenía más de 700 confirmaciones en Facebook.

“No esperaba tanta gente. El apoyo y la solidaridad han sido abrumadores”, aseguró Nuria Badilla, una de las organizadoras de la “mamatón”.

Esta actividad, que oficialmente se extendió por hora y media, se llevó a cabo en un ambiente de respeto entre los participantes y los representantes de Lincoln Plaza.

Anabelle Granados, gerente de operaciones de Lincoln Plaza, dijo que el centro comercial apoyó la “mamatón” desde el inicio.

Según ella, las salas de lactancia con las que cuenta el centro comercial siempre han sido una opción para las madres y, además, estas tienen la libertad de alimentar a sus bebés en cualesquiera de las áreas públicas del recinto.

La cita fue aprovechada por un grupo de activistas que realizará una marcha para promover la ampliación de la licencia de maternidad hasta los seis. Según Melissa Flores, una de las voceras, el 18 de enero realizarán una caminata, a las 10 a. m. La salida será del parque central de San José.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Nación: Plaza Lincoln se convirtió en una gran sala de lactancia