Respaldo a Arias no baja del 40% aun en el panorama más crítico de la consulta

 4 diciembre, 2005
Pantalla completa Reproducir
1 de 3

Si las elecciones presidenciales fueran hoy, el candidato del Partido Liberación Nacional (PLN), Óscar Arias Sánchez, sería el ganador pues una segunda ronda electoral parece improbable.

En este momento lo apoyan 45 de cada 100 posibles electores, con lo cual ni siquiera en el escenario más crítico la intención de voto a su favor sería inferior al 40% necesario para lograr el triunfo.

En el segundo lugar está Ottón Solís, del Partido Acción Ciudadana (PAC), a quien respaldan 21 de cada 100 personas decididas a acudir a las urnas.

Otto Guevara, candidato del Movimiento Libertario, sigue en tercer puesto y es quien muestra mayor crecimiento en el apoyo.

Subió cinco puntos porcentuales en relación con agosto y ahora votarían por él 15 de cada 100 eventuales electores.

Quien evidencia el panorama más sombrío es Ricardo Toledo, del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC), pues la intención de voto a su favor cae del 7% que tenía en agosto al 3% .

En el cuarto puesto, está Antonio Álvarez Desanti, de Unión para el Cambio (7%); luego, José Manuel Echandi, de Unión Nacional (4%); Toledo (3%) y Juan José Vargas, de Patria Primero (2%).

Los restantes siete candidatos ni siquiera logran conquistar, en lo individual, uno de cada 100 probables votos.

Este es el resultado de la última "fotografía" electoral que tomó Unimer Research International por encargo de La Nación, entre el 11 y el 23 de noviembre.

Esta vez la encuestadora duplicó el tamaño de la muestra usual en este tipo de estudios con el fin de reducir el margen de error a solo dos puntos porcentuales.

Los números del estudio también señalan que el panorama electoral en este momento es muy vulnerable por lo que, ante cualquier estímulo, la preferencia por un candidato u otro podría variar en forma significativa el resultado final de la elección de febrero.

Poco cambio. Para conocer la preferencia electoral se le presentó a cada persona una copia similar a la papeleta de votación, con los candidatos ubicados en el mismo orden que definió el Tribunal Supremo de Elecciones (TSE).

De las personas que respondieron se eliminaron quienes dijeron que definitivamente no irán a votar y las que no respondieron.

Si se comparan los resultados de la actual medición con los de la anterior encuesta, la situación de Arias no evidencia mayor cambio.

En el escenario más amplio de posibles votantes de la encuesta publicada en agosto , Arias captaba el 47% de apoyo y hoy, dos puntos porcentuales menos.

En relación con la posibilidad de que haya, de nuevo, una segunda ronda electoral, inclusive en el caso de que al porcentaje de apoyo a Arias se le reste el margen de error (2,3%), su apoyo no baja del 40% de los votos válidos.

El margen de error aumenta ligeramente al excluir de la muestra a quienes dijeron que no votarán, no saben o no respondieron.

En la acera del PAC, Ottón Solís (PAC) subió cuatro puntos, pues pasó del 17% en agosto al 21% ahora. Solís obtuvo el 26,2% de los votos en la primera ronda del 2002.

Mientras, Guevara evidencia el incremento mayor (5 puntos porcentuales). Pasó de 10% en agosto a 15% en noviembre. El libertario obtuvo en la elección del 2002 el 1,7% de los votos para presidente.

Por su parte, Álvarez Desanti permanece estático con un 7%.

La caída de apoyo a Toledo provoca que en este momento el candidato del Partido Unión Nacional, José Manuel Echandi, esté por encima del socialcristiano con un 4%, pese a que el PUSC -en febrero del 2002- consiguió un 38,6%.

Juan José Vargas, de Patria Primero, con un 2% de caudal, figura como el único aspirante del resto de minoritarios cuyo respaldo individual supera el 1%.

Etiquetado como: