Registro Civil ya le negó en dos ocasiones la inscripción porque en país no hay norma que lo permita

Por: Daniela Cerdas E. 11 julio
Julio César Monge (derecha) e Iván Rivera se casaron en enero del 2015 en México.
Julio César Monge (derecha) e Iván Rivera se casaron en enero del 2015 en México.

Julio César Monge, de 25 años, pide al Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) que le reconozca su matrimonio con Iván Rivera, de 33 años, con quien se casó en enero del 2015, en México.

Monge es de nacionalidad costarricense y Rivera es mexicano.

La pareja hizo la solicitud al TSE luego de que el Registro Civil le negara, en dos ocasiones, la inscripción de su unión debido a que en Costa Rica el matrimonio entre parejas del mismo sexo no está permitido.

"A finales de mayo nos negaron la inscripción argumentando que no hay norma habilitante y que el Código de Familia dice que es legalmente imposible casar a parejas del mismo sexo. En México es legal, podemos adoptar, tenemos todos los derechos de un matrimonio, pero en Costa Rica aparezco como soltero. Nosotros queremos que se nos reconozca nuestro matrimonio porque, posiblemente, queremos vivir acá", explicó Monge.

Luego de que el Registro les negara la inscripción, apelaron ante el TSE, entidad que analiza el caso.

Marco Castillo, del grupo Diversidades LGTBI de Costa Rica, dijo que si el TSE falla en contra acudirán a la Sala Constitucional y, si esta también les niega la solicitud, van a llegar hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH).

"La Corte ha dicho en varias sentencias que las relaciones del parejas del mismo sexo son familia y la Constitución Política en el artículo 52 dice que la base esencial de la familia es el matrimonio. No nos parece lógico ni jurídico que se niegue el derecho. Vea lo que pasó con la fecundación in vitro, la Corte dijo que sí era legal y la ley decía otra cosa que iba en contra de los derechos humanos", explicó Castillo.

Luis Guillermo Chinchilla, oficial mayor del Departamento Civil del Registro Civil, dijo que la única forma de que se inscriba esta unión es que en el país existiera una ley habilitante del matrimonio entre las parejas del mismo sexo.

"El Código de Familia establece que es legalmente imposible inscribir esta unión. De acuerdo con el principio de legalidad, tenemos que acatar la ley", manifestó el jerarca.

En Costa Rica se han hecho múltiples gestiones para que se legalice el matrimonio entre personas del mismo sexo o las uniones de hecho; no obstante, no han prosperado a plenitud entre ellas proyectos de ley y consultas a la Sala Constitucional.

Hasta el momento, solo se ha inscrito un matrimonio entre dos mujeres porque erróneamente una de ellas aparecía registrada como hombre.

Aunque el Registro corrigió el error, la anulación del matrimonio dependerá de un juez, por lo que la pareja acudió a la Sala para que la unión no se anulara y aún esperan respuesta.

Las mujeres, además fueron denunciadas ante la Fiscalía por el delito de matrimonio ilegal, pues en criterio del Registro, ambas sabían de la prohibición.

También está pendiente en la Sala una gestión que cuestionó la reforma a la Ley de la Persona Joven que reconoce la unión de hecho entre personas del mismo sexo que sean menores de 35 años. El quejoso alega que la normativa podría ser discriminatoria por razones de edad.

Estos vínculos están impedidos por el artículo 14 del Código de Familia que, entre otros impedimentos, señala que es "imposible el matrimonio" entre personas del mismo sexo.