Por: Aarón Sequeira 26 junio, 2014
El embajador de China, Song Yanbin, y el viceministro de Organización del Partido Comunista, Wu Yuliang, entregaron un papiro a Henry Mora. | A. LEG.
El embajador de China, Song Yanbin, y el viceministro de Organización del Partido Comunista, Wu Yuliang, entregaron un papiro a Henry Mora. | A. LEG.

Con la mira puesta en el aumento de las inversiones en industria, generación de energía y proyectos ambientales, autoridades del Partido Comunista de China se reunieron con el presidente de la Asamblea Legislativa, Henry Mora.

En la cita, celebrada el lunes y calificada por Mora como “de cortesía”, los chinos expresaron su interés en aumentar el flujo de inversión, pero sin entrar en el aún escabroso tema del préstamo para ampliar un tramo de la ruta 32, a Limón, ni el fallido plan para ampliar la refinería de Recope en el Caribe.

La reunión se dio cinco días después de que el gobierno de Luis Guillermo Solís pidiera a los chinos una prórroga de cuatro meses en el trámite del préstamo para la ampliación de la vía a Limón.

Sobre ese tema, el diputado de Acción Ciudadana (PAC) Ottón Solís dijo que no votará ese crédito a menos que se le quite la exclusividad a la empresa CHEC como prestataria y constructora de la obra.

“Ellos llamaron la atención sobre proyectos de inversión china entrabados pues tienen interés en que puedan ser desplegados exitosamente” en el país, dijo Mora.

Antes de la cita con el jerarca legislativo, las autoridades del Partido Comunista de China también fueron a un encuentro con el presidente del Comité Ejecutivo del PAC, el exdiputado Olivier Pérez.

Por parte de China, se reunieron con Henry Mora el viceministro del Departamento de Organización del Comité Central del Partido Comunista de China, Wu Yuliang; el subdirector general del Departamento de Organización, Zeng Xianqin, y el subdirector general del Departamento Internacional del Comité Central, Zhao Fei.

En el pasado, fueron las autoridades del Partido Liberación Nacional (PLN) las que se citaron con la dirigencia del partido chino, e incluso viajaron a esa nación por invitación de aquel Gobierno.

Los chinos solamente se vieron, esta vez, en Costa Rica con autoridades del gobernante Partido Acción Ciudadana.