19 marzo
Un periodista sostuvo este domingo una foto del reportero Ricardo Monlui durante una protesta en Córdoba, Veracruz, luego de que fuera asesinado en presencia de su esposa e hijo en el poblado de Yanga.
Un periodista sostuvo este domingo una foto del reportero Ricardo Monlui durante una protesta en Córdoba, Veracruz, luego de que fuera asesinado en presencia de su esposa e hijo en el poblado de Yanga.

México

Desconocidos asesinaron este domingo a un periodista al salir de un restaurante en un municipio del estado mexicano de Veracruz, informó la presidenta de la Comisión Estatal de Atención y Protección a los Periodistas del estado, Ana Laura Pérez.

Ricardo Monlui, columnista en varios diarios regionales, fue baleado a bocajarro cuando iba a abordar un vehículo en compañía de su esposa. La mujer se encuentra bien, agregó Pérez. El homicidio ocurrió la mañana del domingo en Yanga, una localidad del interior del estado.

El asesinato ocurre menos de un mes después de que otro periodista fuera asesinado en el país.

Monlui era columnista de El Sol de Córdoba, el Diario de Xalapa y la revista Análisis Político. Además, presidía la Asociación de Periodistas y Reporteros Gráficos de Córdoba y la Región A. C.

Su asesinato tiene lugar poco más de dos semanas después de que mataran a otro reportero, Cecilio Pineda Birto, en el estado de Guerrero, en el sur del país.

El Comité para la Protección de Periodistas (CPJ por sus siglas en inglés), una ONG con sede en Washington, considera a México el país más peligroso para la prensa de todo el hemisferio occidental, pero Veracruz se lleva la peor parte.

"Veracruz es el lugar más letal para periodistas de toda América Latina" , aseguró a The Associated Press (AP) el coordinador del CPJ, Carlos Lauria.

Las autoridades investigan la escena donde el periodista Ricardo Monlui fue asesinado.
Las autoridades investigan la escena donde el periodista Ricardo Monlui fue asesinado.

Este estado, con costa en el Golfo de México, ha sido escenario de numerosos actos de violencia vinculados con la delincuencia organizada, sobre todo durante el mandato del gobernador Javier Duarte, en el poder de 2010 a 2016 y ahora prófugo de la justicia.

Durante su mandato, fueron asesinados 10 periodistas, cuatro por cuestiones directamente relacionadas con su trabajo y seis cuyos homicidios no han podido ser esclarecidos por la impunidad que ha reinado en el estado, afirmó Lauria. Además, hay tres comunicadores desaparecidos.

Los carteles de Los Zetas y el de Jalisco Nueva Generación se disputan este territorio, donde los asesinatos y desapariciones se han multiplicado en medio de la inacción de las autoridades o incluso con su complicidad.