"Los verdaderos protagonistas de la nueva evangelización son los santos", dijo ante 262 obispos reunidos en sínodo

 28 octubre, 2012
 El Papal reunió a los obispos para concelebrar con ellos la misa final del sínodo en la basílica de San Pedro. | AFP
El Papal reunió a los obispos para concelebrar con ellos la misa final del sínodo en la basílica de San Pedro. | AFP

Ciudad del Vaticano (AFP). El papa Benedicto XVI pidió el domingo a 262 obispos reunidos en sínodo que lleven la "Nueva evangelización" a los cuatro rincones del mundo, y los instó a "reavivar" el fuego del Evangelio entre aquellos que han "perdido la riqueza de la fe".

Al fin de esta reunión de tres semanas, durante la cual los temas más candentes y críticos de la iglesia fueron abordados con franqueza, el Papal reunió a los obispos para concelebrar con ellos la misa final del sínodo en la basílica de San Pedro.

"Los verdaderos protagonistas de la nueva evangelización son los santos: por el ejemplo de sus vidas y sus obras de caridad hablan un lenguaje comprendido por todos", dijo el pontífice.

Benedicto XVI recordó el evangelio del día de la cura del ciego Bartimeo, y comparó la situación del hombre moderno con la de aquel personaje de una familia acomodada que quedó ciego, obligado a mendigar y seguir el camino de Jesús con la esperanza de ser curado por él.

El Papa también destacó la "urgencia" de que se "reavive" el fuego de la palabra de Cristo para que "sea la llama que dé luz y calor a todos".

Entre las líneas pastorales, el Papa mencionó "la exigencia de acompañar" la preparación de los sacramentos "con una catequesis apropiada", la importancia del sacramento de la penitencia, y el nuevo "dinamismo misionario" pedido a los laicos.

Etiquetado como: