8 enero, 2015

Bogotá. EFE. El Ejército de Liberación Nacional (ELN), la segunda guerrilla de Colombia, abrió ayer la puerta a dejar las armas si alcanza acuerdos de paz con el Gobierno, con el que espera comenzar a negociar próximamente.

En una declaración política sin precedentes, el líder del grupo armado, Nicolás Rodríguez Bautista, alias Gabino, reveló que los rebeldes están dispuestos a cesar sus 50 a años de actividad armada en caso de llegar a acuerdos satisfactorios con el Poder Ejecutivo.

“Asistimos a este diálogo para examinar la voluntad real del Gobierno y del Estado colombianos; si en este examen concluimos que no son necesarias las armas, tendríamos la disposición de considerar si dejamos de usarlas” , expresó.

Con estas palabras el líder rebelde desveló el misterio presentado el 29 de diciembre, cuando esa guerrilla, que tiene unos 1.500 miembros en sus filas, aseguró que haría un “anuncio especial” con motivo del 50 aniversario de la toma armada de Simacota, localidad del departamento de Santander (noreste) que fue el primer pueblo que atacaron.

Aunque en reiteradas ocasiones el ELN ha manifestado su deseo de iniciar un proceso de paz similar al que el Gobierno mantiene desde hace dos años con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) , hasta ahora el punto de las armas no se había abordado, por lo que las palabras de Gabino se interpretaron como un paso definitivo hacia los diálogos.

Nicolás Rodríguez, líder del ELN, anunció la decisión de dialogar con el Gobierno durante el V congreso del grupo, en diciembre. | AFP
Nicolás Rodríguez, líder del ELN, anunció la decisión de dialogar con el Gobierno durante el V congreso del grupo, en diciembre. | AFP

Según explicó el director del Centro de Pensamiento de la Universidad Nacional , Alejo Vargas, la importancia de la declaración del ELN radica en que es conclusión del V congreso de la guerrilla y demuestra por primera vez la unidad del grupo sobre el abandono de las armas.

Hacia el diálogo. “Ahí yo veo que hay un cambio importante que abre la posibilidad de crear una mesa (de diálogo) y unas conversaciones”, manifestó.

No es el único mensaje en favor de sentarse a negociar. En una entrevista realizada por sus propios compañeros y también publicada ayer , el líder guerrillero aseguró que los rebeldes quieren integrarse en la democracia para participar en política .

“Considerando los últimos desarrollos de las luchas populares, se requiere de un salto que permita que sus organizaciones se posicionen como sujetos políticos en la vida del país”, dijo Gabino.

Mientras, la otra parte para iniciar el ansiado proceso, el gobierno del presidente Juan Manuel Santos, mantuvo silencio.

El presidente, que hoy solo tuvo en agenda una visita al municipio de Girardot (centro) , donde se refirió exclusivamente a la expansión del virus del chikunguña en el país, no ha hecho por el momento ninguna declaración al respecto y tampoco se ha manifestado nadie de su gabinete.

El último mensaje de Santos a la guerrilla tuvo lugar el lunes, cuando reiteró su invitación al ELN a seguir los pasos de las FARC en cuanto a la negociación y la declaración de un cese unilateral e indefinido del fuego, vigente desde el 20 de diciembre.

“Queremos invitar al ELN a unirse a la iniciativa de un cese al fuego unilateral como lo hizo las FARC. Y también queremos invitarlos a llegar a un acuerdo, lo más pronto posible, sobre los puntos de la agenda que hemos venido discutiendo desde hace algún tiempo”, manifestó Santos después de reunirse con sus negociadores de paz y con asesores internacionales en la ciudad de Cartagena (norte del país).

Etiquetado como: