Por: Marvin Barquero 18 mayo, 2012

San José (Redacción). La firma “Blue Flame” entró al país para ofrecer la conversión de motores de diésel a gas.

La apertura se realizó ayer, en Santa Ana, con la presencia de la presidenta de la República, Laura Chinchilla.

Según un comunicado de la Casa Presidencial, esta nueva firma se especializa en la conversión de motores grandes, como los de camiones y autobuses, por lo que será de gran relevancia en la tarea de convertir a Costa Rica en país carbono neutral.

Esa meta se pretende lograr cuando el país cumpla el bicentenario, en el 2021.

Chinchilla resaltó que esfuerzos como los de “Blue Flame” son los que se deben impulsar para que el país cumpla ese objetivo.

Etiquetado como: