Popular pagó bajo protesta; BCR tiene el cobro en disputa y Nacional lo archivó

Por: Óscar Rodríguez 25 febrero, 2015

La Dirección General de Tributación y los bancos públicos están en una disputa por la metodología para calcular el impuesto sobre la renta.

El enfrentamiento se fundamenta en las deducciones del tributo permitidas a las entidades financieras. Tal diferencia genera un cobro millonario del fisco hacia los bancos públicos, con la excepción de Bancrédito.

El Banco de Costa Rica (BCR) confirmó que, del periodo del 2010 al 2013, el Ministerio de Hacienda realiza un cobro de ¢3.000 millones, que incluye multas e intereses.

“Algunas de las diferencias existentes podrían resolverse favorablemente a BCR en las instancias siguientes”, comentó Leonardo Acuña, subgerente general de la entidad.

En el caso del Banco Nacional, Tributación cobra ¢18.600 millones de los periodos 2007 y 2008. Sin embargo, la entidad revirtió dicho cobro, dado que prescribió entre los años 2012 y 2013, según el reporte de los estados financieros.

Carlos Vargas, director de Tributación, dijo que están en el análisis de los pasos a seguir contra el banco en la fiscalización tributaria abierta.

Mientras tanto, Bernardo Alfaro, subgerente del Nacional, dijo que se les notificó una nueva propuesta de regularización tributaria para el periodo comprendido entre el 2010 y el 2013.

Alfaro no detalló el monto del cobro. “Los datos correspondientes y sus implicaciones serán debidamente revelados en los estados financieros auditados (del 2014)”, añadió el jerarca.

El Banco Popular pagó, bajo protesta, ¢13.426 millones en el 2011. La entidad apeló el cobro, pero quedó en firme en 2012. | ARCHIVO/PABLO MONTIEL
El Banco Popular pagó, bajo protesta, ¢13.426 millones en el 2011. La entidad apeló el cobro, pero quedó en firme en 2012. | ARCHIVO/PABLO MONTIEL

En el caso del Banco Popular, la entidad hizo un pago, bajo protesta, por ¢13.426 millones en octubre del 2011 por el periodo comprendido entre 1999 y el 2005, según los estados financieros.

La institución apeló el cobro, pero el fisco declaró sin lugar el recurso de revocatoria presentado en abril del 2012.

La Nación consultó ayer al Popular si, posterior al 2005, ha recibido nuevas fiscalizaciones por parte de Tributación, pero no hubo respuesta al cierre de edición.

Defensa de fórmula. Para Carlos Vargas, jerarca de Tributación, el cálculo correcto para la estimación del impuesto sobre la renta es el conocido como proporcionalidad ajustada.

Con esta, solo serán deducibles aquellos costos y gastos útiles, necesarios y pertinentes para obtener ingresos gravados, excluyéndose cualquier otro que no cumpla con este requisito.

Vargas dijo que esta forma de determinar el tributo de renta se usa en el programa de fiscalización del 2014 y 2015 tanto para bancos públicos como privados.

Añadió que, por ahora, solo notifican las revisiones pues el cobro anticipado de deudas está paralizado por la Sala IV.

En los últimos años, los bancos usaron varias formas de estimar el tributo de renta. Van desde una propuesta de la Asociación Bancaria Costarricense hasta otra basada en una resolución de la Contraloría General de la República. Colaboró Patricia Leitón.

Cobros en trámite.

-Banco de Costa Rica:Tributación notificó el cobro preliminar de ¢3.000 millones de fiscalización del periodo comprendido entre el 2010 y el 2013. Dicho monto aún está en disputa. El BCR espera poder revertirlo.

-Banco Nacional: El fisco reclamó al Banco ¢12.079 millones del periodo 2007, pero el banco revirtió la provisión en el 2013 por prescripción. El año pasado hizo lo mismo por otra deuda por ¢6.524 millones que, según el Nacional, prescribió en el 2014.

-Banco Popular: En el 2011, la entidad pagó, bajo protesta, ¢13.426 millones por el periodo de fiscalización del tributo de renta de 1999 al 2005. El cobro original de Tributación ascendía a ¢37.000 millones del principal, más las multas e intereses. Sin embargo, tras seis años de impugnación, el Popular logró que el monto se redujera a lo que finalmente pagó en el 2011.

FUENTE: Consulta a bancos y sus Estados Financieros