Por: Allan Andino 7 diciembre, 2012
 Archivo.La duquesa Catalina fue dada de alta a mitad de semana.
Archivo.La duquesa Catalina fue dada de alta a mitad de semana.

San José (Redacción). La enfermera que atendió la llamada de una emisora de radio australiana con la que se hicieron pasar por la reina Isabel II y gracias a la cual se filtraron datos del estado de Catalina, duquesa de Cambridge, fue hallada muerta en su domicilio, a poca distancia del hospital Rey Eduardo VII, donde trabajaba, según confirmó el hospital y publicado hoy por la prensa británica.

Medios como el The Huffington Post y The Daily Mail reportaron que cerca de las nueve y media de la mañana, hora local de Londres, se encontró a una mujer inconsciente en Weymouth Street y posteriormente, tras certificar su muerte, se la identificó como la persona que atendió la llamada y cayó en la broma.

La policía no ha confirmado la causa del fallecimiento de la empleada.

Una fuente indicó que la mujer parecía haberse suicidado. “Un representante de las autoridades británicas sólo declaró: “La muerte no está siendo tratada como sospechosa en este momento”.