Vivir

Baja de visitación imposibilitó a Instituto Nacional de Biodiversidad mantenerlo

Sinac recibe el INBioparque 3 meses antes de lo previsto

Actualizado el 15 de diciembre de 2015 a las 12:00 am

Estará cerrado el resto de diciembre y en enero abrirá solo a grupos con guía

Futuro del parque depende de licitación a terceros debido a situación económica

Vivir

Sinac recibe el INBioparque 3 meses antes de lo previsto

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El lago artificial seguirá utilizando el sistema de bombeo que es propiedad del INBio, esto mientras se compra este u otro. | MELISSA FERNÁNDEZ /ARCHIVO

El Instituto Nacional de Biodiversidad (INBio) entrega este martes el INBioparque al Sistema Nacional de Áreas de Conservación (Sinac), tres meses y medio antes de lo previsto debido a la dificultad para darle mantenimiento.

Si bien el permiso de uso se vence el 31 de marzo del 2016, la baja visitación registrada este año en el parque hizo imposible que el INBio siguiera con la administración del sitio, dedicado a los parques nacionales y a la biodiversidad costarricense.

“No se logró recuperar la visitación que el parque tenía, por lo que INBioparque se convirtió en una carga financiera para el Instituto”, dijo Randall García, director de INBio a La Nación.

Según García, mantener este parque temático abierto y funcionando demanda alrededor de $1 millón por año (¢538 millones), cifra que tampoco tiene el Sinac, por lo que esta entidad apostará a una licitación o convenio con universidades para que siga abierto, y pueda cumplir así con su objetivo de educación ambiental a partir de marzo del 2016.

Julio Jurado, director del Sinac, explicó que la decisión tomada por el INBio fue imprevista y se les notificó hace 15 días.

Como secuela del traspaso, este lunes, el Instituto despidió a 32 personas, quienes ya estaban notificadas de la medida.

Pedir ayuda. “Vamos a darle un mantenimiento básico al parque, apenas para alimentar a los animales silvestres. Contaremos con la ayuda de funcionarios del Área de Conservación Cordillera Volcánica Central (ACCVC)”, especificó Jurado.

Debido a la premura y al escaso personal con que cuenta esta institución (además, este mes, el Sinac debe realizar operativos de control y vigilancia, atender la temporada alta de entradas a los parques nacionales y estar alerta ante el inicio de la temporada de incendios forestales), el INBioparque permanecerá cerrado durante diciembre y se abrirá en enero solo para grupos que lleguen con un guía naturalista.

Para el Sinac, el asunto de los visitantes y las tarifas que cobrará es complejo. Al formar parte de la administración pública, la fijación de tarifas debe hacerse vía decreto ejecutivo y sustentarse en un análisis técnico.

“El INBio cobraba lo que quería. Nosotros, como Estado, no podemos hacerlo de esa manera; necesitamos un fundamento legal. Ya el Sinac inició con el estudio técnico que será base del decreto”, aclaró Jurado.

Emmanuel Smith visitó INBioparque en marzo de este año y disfrutó de la granja. | MELISSA FERNÁNDEZ /ARCHIVO
ampliar
Emmanuel Smith visitó INBioparque en marzo de este año y disfrutó de la granja. | MELISSA FERNÁNDEZ /ARCHIVO

Antecedentes. Con la creación del INBioparque, hace 15 años, el INBio adquirió una deuda con el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Si bien el parque era autosuficiente pues generaba el dinero necesario para operar, no producía ganancias para saldar esa deuda. Eso los obligó a vender.

Tampoco quisieron venderle a cualquiera, ya que, de acuerdo con García, la intención fue siempre ofrecer un espacio dedicado a la educación ambiental.

Por esa razón, en abril del 2014, el INBio le vendió las tierras del INBioparque al Sinac y asumió la atención del mismo mientras se definía un nuevo administrador.

A cambio, el Sinac le extendió un permiso de uso, el cual venció en marzo de este año y fue renovado por un año más.

También destinó dos de sus funcionarios al INBioparque, para que se familiarizaran con su operación. Según García, estas serían las personas que facilitarían la transición.

Animales y lago. Los 80 animales domésticos ya fueron sacados del parque y vendidos a una finca que atiende población en riesgo, como forma de terapia.

Con respecto a las especies silvestres, estas permanecerán en el sitio y el Sinac se encargará de su alimentación y cuido.

El mayor reto lo representa el lago artificial, pues su oxigenación depende de un sistema de bombeo que es propiedad del INBio. “Por más que se lo solicitamos, el INBio no donó el equipo. Entonces vamos a pedirle un peritaje al Ministerio de Hacienda para ver si se puede comprar. Por mientras, lo tenemos a préstamo”, dijo el director del Sinac.

Para Jurado, estos tres meses serán para ordenarse, a la espera del nuevo administrador.

  • Comparta este artículo
Vivir

Sinac recibe el INBioparque 3 meses antes de lo previsto

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Michelle Soto M.

msoto@nacion.com

Periodista

Periodista graduada en la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre temas ambientales y científicos. Su trabajo ha sido reconocido con premios a nivel nacional e internacional.

Ver comentarios
Regresar a la nota