Nacional

Marco Redondo repudia que un grupo haga 'negociaciones a espaldas' de la fracción

Diputado del PAC denuncia maniobras ocultas de su partido con el PLN

Actualizado el 25 de mayo de 2017 a las 06:00 am

Revela que el jefe de bancada vetó negociación con otros partidos y repartió miniplenarios con Liberación; además llamó a desconocer la línea de la jefatura oficialista

A través de dos cartas enviadas a sus compañeros de partido, añade que  tres legisladores planearon descarrilar candidatura de Ottón Solís el 1.º de mayo

Nacional

Diputado del PAC denuncia maniobras ocultas de su partido con el PLN

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El diputado Marco Redondo (der.), del PAC, señala a Emilia Molina (centro) como una de las principales negociadoras de los acuerdos 'a espaldas' del resto de la fracción. Con ellos, Franklin Corella (izq.). (Rafael Murillo.)

Mediante dos cartas enviadas a sus compañeros del PAC, esta semana, el diputado Marco Vinicio Redondo denunció que un grupo de legisladores de su partido ha maniobrado con Liberación Nacional (PLN) a espaldas de los demás en temas como la votación del 1°. de mayo y la conformación de las comisiones legislativas plenas, conocidas como miniplenarios.

Redondo asegura que el grupo planeó descarrilar la candidatura de Ottón Solís a la Presidencia de la Asamblea Legislativa, ese 1°. de mayo, mientras ante la opinión pública el partido de gobierno se mostraba cohesionado en torno a la postulación de su fundador.

"Deseo ratificar mi repudio a la actuación de los compañeros que, a espaldas de la fracción, tomaron decisiones estratégicas que nos competían a todos", escribió el diputado a sus compañeros de bancada, al tiempo que anunció que no seguirá la línea de la jefatura de fracción, hoy en manos de Javier Cambronero.

El primer mensaje del legislador fue enviado por Whatsapp a los demás oficialistas el lunes. En este, escribe que el grupo que pactó en la ruta contraria a lo que se decía públicamente lo encabezaban Víctor Morales Zapata y Emilia Molina, ambos cercanos a Casa Presidencial.

LEA AQUÍ LAS CARTAS DE MARCO REDONDO A LOS DIPUTADOS DEL PAC

El congresista también señala como responsable de las maniobras al jefe del PAC, pues en una segunda carta -difundida el miércoles- denuncia que Cambronero sabía que Molina y Morales negociaron con el PLN el control de varias comisiones, de forma oculta, sin que el resto de la fracción lo supiera.

Sobre los tres miniplenarios (comisiones que pueden aprobar proyectos de ley sin necesidad de ir a plenario), Redondo relató que, al conocer la conformación, él y Nidia Jiménez estaban convencidos de que podían ganar los respectivos directorios (presidencia y secretaría) sin necesidad de los votos del PLN.

Por tanto, con el aval del jefe de fracción, empezaron conversaciones con la Unidad Social Cristiana (PUSC), el Frente Amplio, el Movimiento Libertario y Alianza Demócrata Cristiana, las cuales avanzaron con "buen ambiente".

Sin embargo, el día en que se debía elegir los directorios, el jefe de fracción los frenó: Javier Cambronero a primera hora me pide que hablemos. Procede a comentarme de la decisión de que apoyaremos a Juan Marín (del PLN) para la presidencia de la Plena 1. Como es obvio me moleste y lo increpé, reconociendo que esa negociación la venían trabajado desde antes de la reunión de la fracción (lo que demostró su cambio de actitud)".

Como resultado, además, Emilia Molina ganó la presidencia de la Plena 3 con apoyo del PLN luego de intercambiar su puesto en la Plena 1 con Morales Zapata. "Con eso cerraban el juego de negaciones que habían iniciado con Liberación desde antes del 1°. de mayo", escribió Redondo.

LEA: PAC y PLN se alían para decidir futuro de impuestos

"Deseo manifestar mi más vehemente repudio a la forma en que está actuando una parte de nuestra fracción, declarando mi desconocimiento absoluto de la jefatura y subjefatura de la fracción. Esto no implica que estoy renunciando a mi partido, pero sí estoy declarando mi separación de la línea de fracción y, al mismo tiempo, insto a los compañeros y compañeras que están disconformes con la forma en que nos han manipulado", añadió en su mensaje.

Los movimientos de Emilia Molina

Redondo está convencido de que, el 1°. de mayo, tres congresistas del PAC tenían el objetivo de que no se cumpliera "la voluntad de la fracción": colocar a su fundador en la elección de la presidencia parlamentaria.

Según dijo, días antes del 1.º de mayo, Emilia Molina sonaba como eventual candidata a la presidencia legislativa, en lugar de Ottón Solís, lo cual generó un tensión dentro del PAC. Incluso, relató que el 1.º de mayo, por la mañana, se debió dar una reunión para asegurar el apoyo a Solís.

"A Emilia se le pidió que mantuviera la posición de la fracción, puesto que había comentado que lo haría en la primera ronda y que no aseguraba que lo hiciera para las siguientes", escribió el diputado.

Aparte, hizo referencia a "la intensidad con que el G4 (los disidentes del Frente Amplio Ligia Fallas y Jorge Arguedas, así como los independientes Carmen Quesada y Carlos Hernández) buscaba posicionar el nombre de Emilia, puesto que no estaban a favor de Ottón". De hecho, Molina no votó por Ottón Solís en la segunda ronda, sino por Carmen Quesada.

No obstante, Redondo asegura que la verdadera negociación llegaría en una cuarta ronda, para la cual Liberación aceptaría votar por la oficialista Laura Garro, pero que se cayó por los votos nulos de los frenteamplistas Gerardo Vargas Varela y Suray Carrillo.

"Claro que negociaron con Carmen Quesada, al punto que hoy por hoy, Emilia protege más a Carmen que a cualquiera de la fracción. El G-4 era la forma de romper el pacto que se había logrado en el PAC", dijo el diputado anoche a este medio.

Carmen Quesada y Víctor Morales Zapata estuvieron anoche en una sesión de la Comisión de Economía Social Solidaria que ambos dirigen, como secretaria y presidente del foro. (Esteban Mata.)

El argumento de Molina, consultada este miércoles, es que Ottón Solís siempre recibió los votos oficialistas durante la elección de la presidencia legislativa, pero que ese compromiso no se extendía a los demás puestos del Directorio. 

De hecho, Molina aceptó que apoyó a Carmen Quesada para la primera secretaría, junto con evangélicos y liberacionistas, pero aseguró que no comparte las acusaciones de Redondo.

"Es un comentario que ya es público del compañero Marco Vinicio Redondo que no comparto y no lo comparto porque Ottón Solís fue el candidato del PAC durante las tres rondas de votación", indicó Molina.

En cuanto a sus movimientos para repartir las comisiones plenas, Molina también adujo que el apoyo a Ottón Solís no alcanzaba para tanto y que para esas negociaciones quedaron libres para tomar decisiones: "Nosotros en la fracción el compromiso lo asumimos para votar por Ottón Solís en la presidencia y de ahí en adelante quedamos en libertad para tomar decisiones de voto (para comisiones)".

La congresista evitó sentenciar que Redondo haya mentido, pero dijo que estaba claro con su explicación lo sucedido, diferente a lo referido por su compañero en las cartas enviadas a la fracción.

La Nación intentó conocer el papel de Carmen Quesada, como vocera de ese G4 lleno de disidentes, en las maniobras del 1.º de mayo. 

Primero, se le abordó a la salida del plenario, pero alegó que debía asistir a la Comisión de Economía Social Solidaria, la cual dirige junto con Víctor Morales Zapata, como su secretaria.

Al salir de ese órgano legislativo se le volvió a plantear la solicitud de entrevista. No obstante, alegó que debía asistir a varias reuniones en su despacho. 

En el camino entre la comisión y el Castillo Azul, sede de la Primera Secretaría, volvió a rechazar otra solicitud y alegó que se desocuparía hasta la medianoche. 

Se insistió en una cuarta oportunidad, a través de su periodista, pero después de conversar con la legisladora independiente, él comunicó que Quesada no hablaría con este diario.

Morales Zapata: 'Aquí no hay conspiración'

Víctor Morales Zapata, el diputado más cercano al presidente, uno de los señalados por Marco Redondo como negociadores "a espaldas del PAC", negó que haya conspiraciones ni reuniones de conspiración en el Congreso, así como negó que él haya conversado con diputados del Frente Amplio para que votaran de una u otra forma.

El legislador argumenta que él se enteró del G4 liderado por Carmen Quesada el 1.º de mayo por la mañana y rechazó que tenga alguna influencia sobre la independiente.

"Ella es una diputada bastante independiente, yo hice un intento una vez con Carmen, donde se ocupaban 38 votos, y ella se salió, no recuerdo el tema. Con Carmen no es cierto que hay posibilidad de que uno pueda influir como ustedes están creyendo. (...) Aquí, reuniones de conspiración para ver qué se hace el 1.° de mayo no hay", arguyó Morales.

Sobre los acuerdos con el PLN, tanto los que critica Redondo sobre el Directorio como los relacionados con comisiones e impuestos, Morales dice que toda agenda tiene que partir de una base: los 18 votos liberacionistas. "Liberación, con sus diferencias internas, es un partido que ha logrado cohesionarse, con diferencias interesantísimas, pero están los 18 votos y eso es así." 

La vía rápida a los impuestos es impensable sin los votos verdiblancos, alegó el oficialista, y añadió que para todo lo que se quiera sacar, el PAC tiene que pensar en el PLN, pero insiste en que los liberacionistas no hablan de impuestos sin meter los planes sobre reducción de gastos y el empleo público.

"Liberación Nacional tiene en su interior liderazgos que reconocen que este país necesita un tratamiento responsable en materia de impuestos y reducción de gastos. (...) Yo lo que digo es que hay mucha especulación, por ejemplo, en el caso de don Ottón y que él diga que yo fui a Gasto Público porque había una estrategia presidencial", comentó Morales.

Víctor Morales añadió que Liberación tiene una madurez que el PAC no tiene y que eso es evidente en el hecho de que Ottón no le agradeció su voto para la presidencia legislativa.

"El resto es especulación que pega con el planteamiento de Armando González (director de La Nación), que es un irresponsable en el manejo de la información, que no respeta el ámbito de los hechos y las especulaciones. Saca una portada con una especulación y da crédito a Ottón con que lo sacamos. Nadie le dijo a Ottón que se fuera", dijo Morales Zapata.

Incendio en el oficialismo

Marco Redondo asegura que esa fue la historia real, la que sucedió tras bambalinas, y hay varios legisladores de la bancada oficialista que comparten su criterio y sus reclamos.

Uno de ellos es Marvin Atencio, quien aseguró que comparte casi la totalidad del documento difundido por Marco Redondo, excepto en su arenga para que otros miembros del grupo oficialista se separen de la línea de la bancada.

Para Atencio, la estrategia es muy clara y se refleja no solamente en las votaciones de los otros puestos del Directorio legislativo, sino también en la elección de las comisiones, pues Emilia Molina alcanzó la presidencia de la Plena Tercera con apoyo liberacionista, así como Juan Marín tuvo apoyo del PAC la Plena Primera.

Además, Víctor Morales Zapata y Marlene Madrigal tuvieron apoyo liberacionista para ganar, por unanimidad, las presidencias de Económicos y Hacendarios, respectivamente.

"Yo lo dije en la fracción, protesté contra esto. El 1.º de mayo hubo una negociación muy dura y, al final de cuentas, como usted se enteró, se alinearon algunos diputados y votaron por Abelino (Esquivel, de Renovación Costarricense, para la segunda prosecretaría), por Carmen Quesada (independiente, para la primera secretaría) y fue el mismo manejo que se vio después en las comisiones plenas y en otros órganos", ratificó Atencio.

Consultado sobre las notas de Marco Vinicio Redondo a la bancada, en las que el exjefe de fracción apunta a una componenda para boicotear su candidatura a la presidencia del Congreso, el diputado Ottón Solís expresó: "Hay políticos y políticas que a la doblez le dan el rango de habilidad política, que temen a su verdad y a su propia sombra, porque quizás no se sienten merecedores de ser iluminados por ninguna luz. La fracción del PAC es representativa de esa pluralidad que lamentablemente existe en la política costarricense".

¿Se siente defraudado o traicionado? "No. Los que actúan con doblez son los que tienen problemas de conciencia, yo sigo feliz mirando de frente a todo el mundo, no bajando la cabeza ante nada ni ante nadie, y disfrutando de tratar de mejorar siempre la calidad de la política", añadió el fundador del PAC. 

Nidia Jiménez respondió que ella está descontenta, pero ante reiteradas consultas que le hizo La Nación sobre ese texto de Redondo, prefirió abstenerse de comentar los hechos allí relatados, pues insistió en que esa discusión se debe realizar el próximo lunes, en la cita de la fracción oficialista.

"Aunque Karla Prendas (vocera del PLN) diga que estamos viendo cosas donde no las hay, para mí sí hubo una negociación. No hay que estudiar mucho para ver que eso pasó", comentó Marvin Atencio.

  • Comparta este artículo
Nacional

Diputado del PAC denuncia maniobras ocultas de su partido con el PLN

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Aarón Sequeira

aaron.sequeira@nacion.com

Periodista de Política

Periodista encargado de la cobertura legislativa en la sección de Política. Bachiller en Filología Clásica de la Universidad de Costa Rica. Investiga y escribe sobre negociaciones políticas, pactos partidarios y proyectos de ley de impacto nacional.

Ver comentarios
Regresar a la nota