Sucesos

OIJ desconoce circunstancias de la muerte

Cocodrilos mutilaron a hombre en río Tempisque

Actualizado el 09 de mayo de 2014 a las 12:00 am

Trabajador localizó cuerpo; le faltaba un brazo y tenía lesiones en piernas y pecho

Policías tuvieron que alejar a cuatro animales para poder extraer el cadáver

Sucesos

Cocodrilos mutilaron a hombre en río Tempisque

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Filadelfia. La falta de un brazo y lesiones graves en casi todo el cuerpo indicarían que el hombre que apareció ayer flotando en aguas del río Tempisque, a su paso por Filadelfia, en Carrillo de Guanacaste, sufrió el ataque de cocodrilos.

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) señaló que desconocen por dónde y cómo habría ingresado al cauce esta persona, aún no identificada.

El cadáver fue recuperado del río y enviado a Medicatura Forense, en San Joaquín de Flores, Heredia, para que se determine la causa de muerte, ya que las autoridades no descartan que se pueda tratar de un homicidio y que el cuerpo haya sido lanzado al río, de manera intencional.

Al hombre le faltaba el brazo izquierdo, partes de sus dos piernas, la cara y varios órganos torácicos. De manera preliminar, las autoridades estiman que fueron arrancados.

Impactado. Geiner Cortés, un pescador que también se dedica a extraer arena del río, dijo que hizo el hallazgo poco antes de las 6 a. m. cuando recorría con una lancha el Tempisque, por la parte en que corre detrás de la planta de Melones de Costa Rica.

“Yo iba a pescar cuando vi un cuerpo que se había quedado como pegado en una piedra. Andaban otras pangas por ahí y les avisé. Inmediatamente llamé al 911.

”Fue muy impactante ver el estado del cuerpo. Tenía una mano totalmente despegada, las piernas no se le veían, estaba todo inflado. Yo nunca había visto algo así, luego no pude ni almorzar casi”, relató el vecino de Filadelfia.

Cortés agregó que en ese sector del río siempre hay gran cantidad de cocodrilos. A pesar del peligro que eso representaba, algunas personas entraron al agua para poder acercarse al cuerpo.

Un tapaboca fue el único indicio que quedó  en el sitio donde recogieron el cuerpo del hombre,  que estaba flotando en el cauce del Tempisque, a su paso por Filadelfia. |  CARLOS VARGAS.
ampliar
Un tapaboca fue el único indicio que quedó en el sitio donde recogieron el cuerpo del hombre, que estaba flotando en el cauce del Tempisque, a su paso por Filadelfia. | CARLOS VARGAS.

Otro vecino de lugar, Juan Santana, comentó que había pasado horas antes por el mismo sitio, pero no había observado nada. “Lo que sí le puedo decir es que a menudo se ven muchos cocodrilos por acá”, manifestó.

El OIJ informó de que los agentes de la oficina de Santa Cruz que se encargaron de la recuperación del cuerpo, detallaron que se trataba de un hombre de baja estatura, con el pelo canoso, la tez trigueña y de unos 55 a 65 años de edad. Estimaron que tendría unas 24 a 36 horas de haber fallecido.

PUBLICIDAD

Esa oficina no tiene reportada a ninguna persona con esas características que esté desaparecida.

Cocodrilos de cuidado. En un comunicado de prensa de la Policía Judicial, se detalló que varios oficiales de la Fuerza Pública que llegaron primero al sitio, tuvieron que dedicarse a alejar a unos cuatro cocodrilos, pues se encontraban muy cerca del cuerpo.

Este es el segundo hombre que es desmembrado por este tipo de animales en lo que va del año.

El pasado 29 de abril, Omar de Jesús Jirón Romero, de 32 años, un nicaragüense que trabajaba como peón de construcción, estaba bajo los efectos del licor cuando decidió bañarse en río Tárcoles, pero casi de inmediato fue atacado por los cocodrilos que abundan en esa zona, ante la mirada de varios testigos. La cabeza de Jirón fue lo único que apareció, dos días después, en Playa Azul de Tárcoles, Puntarenas.

Con Jirón suman 13 los fallecidos por este tipo de ataques, desde 1995 a la fecha. Colaboró el periodista: Carlos Arguedas C.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Cocodrilos mutilaron a hombre en río Tempisque

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota