Nacional

Gobierno de Solís cauto ante aplicación de la Carta Interamericana de la OEA a Venezuela

Actualizado el 31 de mayo de 2016 a las 03:19 pm

Nacional

Gobierno de Solís cauto ante aplicación de la Carta Interamericana de la OEA a Venezuela

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El presidente de la República, Luis Guillermo Solís y el canciller Manuel González, coincidieron en que el gobierno no debe adelantar criterio sobre la solicitud que hizo este martes, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, por la crisis que se acusa vive Venezuela, en este momento. (Presidencia)

El gobierno de Luis Guillermo Solís considera que todavía no es el momento para decidir si Costa Rica apoyará la aplicación de la Carta Democrática Interamericana de la Organización de Estados Americanos (OEA) en la crisis política de Venezuela.

Según el canciller Manuel González, primero se debe analizar el informe de 132 páginas mediante el cual el secretario general de la OEA, Luis Almagro, pidió la aplicación de la Carta a ese país suramericano, este martes.

LEA: Secretario de OEA pide sesión urgente sobre 'alteración del orden constitucional' en Venezuela

Se trata de un mecanismo que utiliza esa organización cuando se cree que la democracia de un Estado miembro está en peligro. Almagro lo convocó en momentos en que la Asamblea Nacional de Venezuela denuncia intentos del presidente Nicolás Maduro por restar sus potestades.

“No procede en este momento (...). No es el momento, estamos en etapas procesales que fija la OEA para la aplicación de la Carta Democrática (...). El tema es lo suficientemente serio como para analizarlo con toda la calma y la prudencia que esto amerita. Los grupos incendiarios que quieren que Costa Rica salga diciendo 'ya aplicamos esto', no es la manera en que nosotros reaccionamos, no es la manera en la que yo he actuado en estos dos años. Tampoco es el momento para tomar una definición en el sí o en el no de algo que apenas está empezando a discutirse en el seno de la OEA, hay que ser respetuosos del secretario general, del Consejo Permanente y los procesos que fija la misma organización”, dijo González.

"Es un tema delicado, en un tema en el que si vamos a apoyar, sobre lo cual no está decidido, la aplicación de la carta o si la decisión es no apoyararla, tiene que tomarse con toda la seriedad de caso (...). Las decisiones se toman producto del análisis y de que exista el fundamento adecuado para justificar esas decisiones y no al calor del momento", agregó el titular de Relaciones Exteriores.

TAMBIÉN: Nicolás Maduro a Luis Almagro: 'Métase su Carta Democrática por donde le quepa'

Por su parte, el presidente Solís insistió en que no se debe adelantar criterio pues, además de analizar el informe de Almagro, también se debe realizar una serie de consultas a otros países.

PUBLICIDAD

“Lo que se nos está proponiendo es una gestión en el ámbito de lo multilateral, esta no es una acción unilateral de Costa Rica. No es Costa Rica la que está opinando sobre qué es lo que se debe hacer en Venezuela. Esta es una decisión que se toma en el marco de la OEA y se toma, además, a tenor de lo que podría llegar a ser la aplicación de la Carta Democrática y eso significa que la posición de los países, para que sea eficaz, tiene que producirse en el marco de un diálogo y de consultas, no adelantando criterio”.

“Como gobierno, nuestro objetivo es que se resuelvan problemas, no hacer pirotecnia con respecto a lo que viven los países, sean estos países cercanos o lejanos a nosotros. A otros podrá servirles adelantar criterio, pero lo que el Gobierno de la República necesita es atender y resolver los problemas que se acusan de producirse en una crisis que es sumamente delicada”, declaró le mandatario en conferencia de prensa.

¿En qué consiste? La aplicación de la Carta Democrática implicaría que la OEA tenga que realizar una serie de gestiones diplomáticas para tratar de resolver la crisis a través del diálogo y la mediación. Para que ello ocurra, se requiere del apoyo de la mayoría de los 34 estados miembros de la Organización.

Si el diálogo no fructifica, el Consejo Permanente de la OEA convocará, con el voto de al menos dos tercios de sus miembros (23 sufragios), una Asamblea General Extraordinaria de cancilleres, que podría determinar sanciones más extremas, como suspender la participación de Venezuela en la OEA.

Antes de que Almagro pidiera, este martes, una sesión urgente entre el 10 y el 20 de junio para tratar la “alteración del orden constitucional” en Venezuela e invocar la Carta Democrática, siete expresidentes de Costa Rica y la mayoría de los diputados de la Asamblea Legislativa (excepto los del Partido Acción Ciudadana y el Frente Amplio) ya habían solicitado a Luis Guillermo Solís apoyar la aplicación de ese mecanismo en la OEA.

LEA TAMBIÉN: Expresidentes de Costa Rica piden acciones al Gobierno ante crisis en Venezuela

PUBLICIDAD

Los exmandatarios enviaron una nota a Casa Presidencial haciendo el planteamiento, mientras que los legisladores aprobaron la semana pasada una moción para rechazar y censurar las acciones del presidente Nicolás Maduro en Venezuela, quien tomó medidas extremas para neutralizar a la oposición.

ADEMÁS: PAC y Frente Amplio votan contra moción de censura a actos de Nicolás Maduro

  • Comparta este artículo
Nacional

Gobierno de Solís cauto ante aplicación de la Carta Interamericana de la OEA a Venezuela

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Natasha Cambronero

natasha.cambronero@nacion.com

Periodista de Política

Periodista en la sección de Política. Licenciada en Comunicación de Mercadeo y periodista graduada por la Universidad Latina. Escribe sobre el quehacer de los partidos políticos y el financiamiento electoral, entre otros temas.

Ver comentarios
Regresar a la nota