Data

Su casa fue allanada tras el escándalo con el avión que usó Laura Chinchilla

Actividad económica marcó vida de Rolando Fonseca tras dejar el fútbol

Actualizado el 03 de junio de 2013 a las 10:18 am

Exfutbolista creó sociedades, adquirió bienes, viaja y se mudó de residencia

Autoridades de Hacienda investigan indicios de riqueza de histórico goleador

Data

Actividad económica marcó vida de Rolando Fonseca tras dejar el fútbol

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Rolando Fonseca cumplirá 39 años debutó a los 17 con Saprissa, y durante su carrera anotó 438 goles. (Jorge Castillo)

La palabra retiro no es adecuada para describir la vida de Rolando Francisco Fonseca Jiménez luego de dejar el futbol profesional.

Pocos meses después de sudar sus últimos 15 minutos con la selección mayor ante China, en marzo del 2011, durante la inauguración del Estadio Nacional, Fonseca comenzó a gestar una vida de empresario que de una u otra forma desembocó en el allanamiento de su casa por parte de la Fiscalía contra el Crimen Organizado el pasado 24 de mayo.

Ese día mismo día, la Dirección General de Tributación del histórico goleador nacional.

Vida empresarial. Luego de abandonar el futbol, la vida de Fonseca ha estado marcada por una dinámica actividad económica y comercial, según se desprende de un estudio que hizo La Nación con documentos públicos del Registro Nacional y el Archivo Notarial.

Entre agosto y diciembre del 2011, Fonseca creó cinco sociedades anónimas con su hermano Nelson, con quien administra un gimnasio de futsal en Moravia.

También asumió la presidencia de otras cinco empresas, entre ellas la dueña de la casa 63 del residencial Valle del Sol, en Santa Ana, donde vive el cuestionado colombiano Gabriel Morales Fallón.

Desde el 2011, Fonseca ha salido del país en 31 ocasiones, según datos de Migración y Extranjería.

En julio del 2011, el exjugador fue nombrado tesorero de la sociedad panameña Gaius Duilius, S. A., junto a Camilo Monroy, socio de la esposa del colombiano Morales Fallón, Catalina Acevedo Mejía.

Ese mismo mes, se presentó ante el Comité Cantonal de Deportes de Santa Ana para plantear un proyecto de una academia deportiva.

"Él tenía una escuela de futbol –creo que estaba en Pozos–, pero quería reforzar el entrenamiento para una formación de talentos y que los muchachos pudieran ir a los Estados Unidos. Dijo que él tenía contactos con universidades gringas. También se habló de la posibilidad de un patrocinio con Claro, que le pagaba por su imagen. Al final, todo se quedó en el aire", recordó Marcia González, entonces presidenta del comité.

En noviembre del 2011, Fonseca integró en el país una sociedad con el extenista venezolano Thomas Ernesto Anderson, quien opera en Estados Unidos una empresa de reclutamiento y colocación de deportistas en universidades de ese país.

PUBLICIDAD

En esa época, el exjugador alquilaba una casa en Valle del Sol, aunque era dueño de una vivienda en Escazú que compró años antes y por la cual, en el 2007 pidió un préstamo al Scotia Bank por $141.000.

En octubre del 2011 vendió esa propiedad por $352.000 al empresario Antonio Rodríguez Aguilar. Como parte del pago recibió un Dodge Ram del 2007 y un Chevrolet Tahoe del 2008, según confirmó Aguilar a este medio.

Desde el 2011, Fonseca ha salido del país en 31 ocasiones, según datos de Migración y Extranjería.

Al final del 2011, el 27 de diciembre, con un poder que recibió de Camilo Monroy, Fonseca pidió autorización al Ministerio de Obras Públicas y Transportes para la permanencia en el país de un yate de placer traído de Panamá a la Marina Los Sueños, propiedad de la sociedad Gaius Duilius.

Consultor ¿A qué se dedica exactamente Fonseca y de donde provienen sus ingresos? Este medio quiso entrevistarlo para hablar de ese tema, pero su abogado, Erick Ramos, dijo que él no dará declaraciones.

En noviembre del 2012, el deportista dijo a La Nación que él es un "broker de negocios", un consultor que compra y vende empresas en Centroamérica, gracias al buen nombre que hizo como futbolista.

En ese momento él ya se presentaba como asesor de la firma Gas, Oil & Mining, que representa en el país a la petrolera THX Energy, la empresa que .

En el último año y medio, Fonseca adquirió al menos siete vehículos, aunque la forma de pagar por ellos es distinta, al menos desde el 2007, cuando compró un Mitsubishi Montero a la agencia Veinsa por el que debió financiar $24.970 que se comprometió a pagar en 60 cuotas mensuales de $821 cada una.

Hace nueve meses, sin embargo, Fonseca pagó a la Agencia Autostar $203.000 por un Mercedes Benz Clase G, del 2013, monto que, según la escritura de compra, el vendedor dio por recibido.

La camioneta fue inscrita a nombre de la sociedad Strategic Investment Company, S. A., de la que Fonseca es presidente y apoderado generalísimo. En noviembre del 2012 compró otra camioneta, Mercedes Benz, estilo ML, del año 2004.

Este año, el 15 de enero, Fonseca compró un Chevrolet Camaro cuyo valor fiscal es ¢18,5 millones.

Al día siguiente, el 16, adquirió una motocicleta deportiva Honda VFR 800, según consta en la escritura de compra que realizó el abogado Braulio Murillo Segura.

PUBLICIDAD

Financiamiento. Es común que Fonseca y su esposa utilicen algunos de estos vehículos para pedir préstamos de dinero a corto plazo.

Por ejemplo, el 27 de marzo del 2012, ambos acudieron al empresario Mario Francisco Leiva para pedirle $25.000 y pusieron a responder la camioneta Dodge Ram.

"Fue un préstamo a un mes de plazo y me pagaron sin problema", contó Leiva a La Nación.

En marzo de este año, Fonseca pidió $25.000 a la firma Grupo Opa, también a un mes de plazo y por el cual puso en garantía su Camaro.

El préstamo más reciente se registró el martes 28 de mayo, cuando la esposa de Fonseca, Gabriela Lépiz, pidió $15.000 al prestamista Rafael Jiménez Obando, por el que está respondiendo la Dodge Ram.

En ese caso, el préstamo se extiende hasta agosto, con un interés del 7% mensual.

Al final del año pasado, el exjugador se mudó con su familia a una nueva casa en Valle del Sol. Aunque la remodeló, se desconoce si la compró o la alquila. Actualmente, la propiedad aparece a nombre de un ciudadano estadounidense de apellido Hernández.

Fonseca no está registrado como residente propietario de la Asociación de Propietarios en Residencial Parque Valle del Sol (Aspropol), aunque la afiliación no es obligatoria, explicó a este diario su gerente general, Rosanna Venegas.

  • Comparta este artículo
Data

Actividad económica marcó vida de Rolando Fonseca tras dejar el fútbol

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota