Vivir

ganadores de feria científica Biociencia

Colegiales hallan aditivo para mejorar los cultivos

Actualizado el 05 de octubre de 2014 a las 12:05 am

Jóvenes aceleran desarrollo de plantas de chile dulce usando un carbón natural

Vivir

Colegiales hallan aditivo para mejorar los cultivos

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Kendy Valverde Arias y Diayner Baltodano Zúñiga, del Liceo Cariari (Limón), fueron los ganadores de la feria Biociencia 2014. (Ana Lucía Rodríguez.)

Kendy Valverde Arias y Diayner Baltodano Zúñiga, del Liceo Cariari (Limón), fueron los ganadores de la feria Biociencia 2014,que finalizó ayer, por encontrar un método que mejora la producción de chile dulce, cultivo común en donde viven.

Los muchachos residen en La Argentina de Cariari, una zona en donde los cambios de temperatura y los vaivenes del tiempo suelen dañar las cosechas de los productores y asfixiar sus ingresos.

Buscando una vía para lidiar con el impredecible estado del tiempo del área, descubrieron que casi todas las investigaciones centraban su atención justo en el tema de la temperatura. Casi nadie se había fijado en el terreno.

ampliar
(Ana Lucía Rodríguez)

El biocarbón se extrae de la quema de madera y un proceso de anulación de ciertos químicos. Los residuos quemados luego se entierran en el terreno y, pasado un tiempo, se extrae de ahí el biocarbón ya formado.

Así es como, gracias a experimentos en el último semestre, probaron que al agregar biocarbón a la tierra donde está la planta de chile dulce, su crecimiento casi se duplica, lo que se traduce en una producción más rápida y menos riesgo de pérdidas para el agricultor.

Esto se debe a que en este carbón natural, de fácil elaboración, abunda el nitrógeno, principal nutriente de la planta, justo en una etapa específica de su desarrollo.

Valverde y Baltodano formaron parte de una legión de 400 muchachos de centros educativos de todo el país en la XIV edición de Biociencia, actividad de clausura del Ecology Project International (EPI) para su capítulo en Costa Rica.

Cultivando el intelecto juvenil. Ecology Project International (EPI) es una organización sin fines de lucro que impulsa la educación científica entre niños y jóvenes de varios países, a los cuales procura inculcar el valor del voluntariado y la conservación ambiental.

La clausura se realizó ayer en el el Parque Metropolitano La Libertad, gracias a la colaboración del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones, el apoyo de la empresa Intel y la Embajada de Estados Unidos en Costa Rica.

En la convocatoria de este año hubo 40 proyectos científicos y tecnológicos en exposición, surgidos a partir de identificar problemas locales en zonas como Cariari, Pacuare y Tortuguero.

Buena parte de las propuestas, por ejemplo, se centraron en el cuido y detección de tortugas que llegan a desovar al Caribe.

Los estudiantes premiados por su innovación viajarán en noviembre a la isla Espíritu Santo, en Baja California (México), donde participarán en el programa de ecología de islas que EPI tiene allí.

“La idea de todos estos meses es que todos los muchachos amplíen sus conocimientos y interés en sus proyectos y comunidades, que trascienda más allá de este espacio y podamos seguir ayudándoles”, explicó Miguel Fuentes, director de EPI para Costa Rica.

  • Comparta este artículo
Vivir

Colegiales hallan aditivo para mejorar los cultivos

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Juan Fernando Lara S.

jlara@nacion.com

Periodista

Redactor en la sección Sociedad y Servicios. Periodista graduado en la Universidad de Costa Rica. Ganó el premio Redactor del año de La Nación (2012). Escribe sobre servicios públicos, tarifas y telecomunicaciones.

Ver comentarios
Regresar a la nota