Sucesos

Procesado por estafa dirigió negocio

Casino Royal Dutch opera sin pagar alquiler y con polémica patente

Actualizado el 03 de agosto de 2013 a las 12:00 am

Dueño del casino retiró patente de licor, pero municipio autorizó uso de otra

Proceso de desahucio lleva 4 años estancado en un Juzgado Civil

Sucesos

Casino Royal Dutch opera sin pagar alquiler y con polémica patente

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El Hotel y Casino Royal Dutch opera sin pagar alquiler a los dueños desde hace casi cuatro años y con una polémica patente de licores que la Municipalidad de San José le otorgó en marzo del 2012.

El inmueble está en la avenida segunda de San José, y pertenece a las compañías Asesora de Negocios y Real Holandesa de Hoteles, representadas por Noé Kawer.

El Hotel Royal Dutch está  sobre la avenida segunda, San José.  | PABLO MONTIEL.
ampliar
El Hotel Royal Dutch está sobre la avenida segunda, San José. | PABLO MONTIEL.

El 1.° de noviembre del 2005, Kawer alquiló el hotel y casino y firmó un contrato por 5 años con Proyectos Ecológicos Escazú, por una cuota de casi $25.000 al mes.

Desde junio del 2000, el cubano-estadounidense Luis Milanés Tamayo, procesado por estafa mayor en perjuicio de 500 inversionistas, compró las acciones de esa sociedad, según consta en un contrato del cual La Nación tiene copia. Ese año, se nombró al empresario José Víctor Poo como presidente, quien firmó aquel contrato como representante de Proyectos Ecológicos en el 2005.

Para ese momento, Milanés ya no estaba en Costa Rica pues había huido en noviembre del 2002, ante el repentino cierre de la financiera Savings Unlimited, ligada a una estafa por $46 millones.

La Policía detuvo a Milanés en El Salvador el 19 de junio del 2008. Ya estando aquí, quitó a Poo de Proyectos Ecológicos, se nombró él como apoderado generalísimo y otorgó, en agosto del 2008, a una persona identificada como German Camacho un poder para administrar la firma, según el Registro Público.

Poo también fue procesado por estafa en el caso Savings Unlimited, pero murió en marzo del 2010.

Kawer dijo que Proyectos Ecológicos dejó de pagar alquiler desde el 30 de setiembre de 2009. Un mes después, 30 de octubre, Milanés como accionista único de Proyectos Ecológicos fusionó esa sociedad con Hotelería Royal Dutch y Camacho fue nombrado presidente.

Desahucio. Ante el no pago, Kawer presentó un proceso abreviado de desahucio el 2 de noviembre del 2009 en el Juzgado Cuarto Civil de Mayor Cuantía, pero lleva cuatro años sin resolverse. La Oficina de Prensa del Poder Judicial explicó que este proceso ha tardado porque el actor, además del desalojo, alegó incumplimiento contractual, daños y perjuicios. Además, hubo una contrademanda y el proceso se atrasó mientras se nombraba un albacea de José Víctor Poo.

PUBLICIDAD

Kawer señaló que Milanés, siendo presidente de Proyectos Ecológicos, lo demandó a él, en enero del 2009, por $1 millón por unas mensualidades que habría cobrado de más. Sin embargo, un juez rechazó este alegato el 8 de octubre del 2010 y la Sala Primera lo dejó en firme el 3 de junio del 2011.

La Nación pidió el 15 de julio a German Camacho, como representante legal de la firma hotelera, una entrevista con él y con Luis Milanés, pero no devolvió la llamada.

Patente. El 15 de noviembre del 2011, Camacho, apoderado de la sociedad inquilina, pidió a la Municipalidad de San José renovar la patente de licores de Noé Kawer utilizada en el Hotel Royal Dutch. De forma paralela, solicitó al municipio autorizar la explotación de una patente de licores de un tercero en el Casino Royal Dutch.

Para ambos trámites, no se contaba con el permiso del dueño del inmueble. De hecho, Kawer gestionó el retiro temporal de la patente de licores del hotel y, además, comunicó al municipio que no autorizaba el traslado de ninguna patente a su inmueble porque el contrato de arrendamiento había vencido desde el 1.° de noviembre del 2010.

Por su parte, Camacho presentó ese contrato alegando que se había prorrogado por tres años más. No obstante, el jefe de ese momento de la Sección de Permisos y Patentes de la Municipalidad de San José, Carlos Montero, recomendó el retiro temporal de la patente de licores del hotel y también rechazar la explotación de la licencia de un tercero en el casino porque no había visto bueno del propietario.

Montero justificó su recomendación ante el alcalde de ese momento, Johnny Araya, en un criterio del asesor legal Mainor Vásquez. Así, el 13 de diciembre del 2011, Araya prohibió la venta de licores en el Hotel y Casino Royal Dutch.

Sin embargo, los inquilinos impugnaron la resolución y el mismo asesor legal que antes lo había prohibido, varió el criterio y dijo que no había impedimento legal.

Entonces, Johnny Araya firmó un oficio, el 12 de marzo del 2012, en el que “enderezó el proceso” y otorgó la licencia respectiva de licores al Casino Royal Dutch.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Casino Royal Dutch opera sin pagar alquiler y con polémica patente

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota