Sucesos

Jericó de Desamparados

Taxista simuló suicidio de su expareja para ocultar asesinato

Actualizado el 08 de mayo de 2017 a las 12:56 pm

Hija de cuatro años declaró que su padre agredía a la mamá

Sucesos

Taxista simuló suicidio de su expareja para ocultar asesinato

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El taxista detenido como sospechoso de haber asesinado a su expareja de una disparo en la cabeza, trató de simular un suicidio.

El hecho se dio la mañana del sábado en una cabaña en Jericó de San Miguel de Desamparados.

Inicialmente las autoridades policiales creyeron que Marianela Víquez Lizano, de 33 años, se había quitado la vida. Incluso, cuando los policías llegaron al lugar, su expareja, de apellido Fernández y de 48 años, los estaba esperando y les dijo que ella se había suicidado.

La Fuerza Pública detuvo al sospechoso de cometer el crimen. (Cortesía de MSP)

Sin embargo, hubo dos factores que hicieron sospechar a las autoridades que estaban ante un feminicidio: el arma en la mano de la víctima no coincidía con el lado del cuerpo donte tenía el disparo y el testimonio de la hija de ambos, de cuatro años.

Cuando los oficiales de Fuerza Pública ingresaron a la cabaña, la mujer aún estaba con vida y por ello fue trasladada al Hospital San Juan de Dios, donde falleció el domingo, a las 6 a. m. Sin embargo, los policías obsevaron que ella tenía un revólver calibre 38 en su mano izquierda, pero el orificio de entrada del disparo lo tenía en el lado derecho de su cabeza.

"Esa es la versión que da la Fuerza Pública, no nos coincide el lugar donde tenía el arma con el orificio de entrada", manifestó Álvaro González, jefe de la sección de Homicidios del Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

Relato de hija

La principal testigo en este caso es la hija del imputado y la fallecida. Ella fue abordada por psicólogos del Poder Judicial y el Patronato Nacional de la Infancia (PANI) ante lo sucedido.

La pequeña les dijo a los funcionarios que su padre agredía a su mamá.

Al parecer, la niña salió corriendo a buscar refugio en una casa vecina al momento del percance. La menor quedó a las órdenes del PANI.

Marianela Víquez Lizano era vecina de Grecia, Alajuela, y visitaba semanalmente a su expareja, quien desde hace unos dos meses se había mudado a esa cabaña con su hija. 

El jefe de homicidios explicó que el Juzgado Penal a cargo del caso dictó un mes de prisión preventiva para Fernández.

El imputado ha sido presentado ante la Policía por robo agravado, agresión con arma de fuego y robo simple.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Taxista simuló suicidio de su expareja para ocultar asesinato

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Gustavo Fallas M.

gustavo.fallas@nacion.com

Periodista de Sucesos

Periodista en la Sección de Sucesos y Judiciales. Licenciado en Periodismo Social en la Universidad Internacional de las Américas.

Ver comentarios
Regresar a la nota