Sucesos

Sospechoso fue detenido en Escazú

Fiscal pide prisión por crimen de joven

Actualizado el 21 de enero de 2015 a las 12:00 am

Sucesos

Fiscal pide prisión por crimen de joven

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Yinnette Tatiana Salas Molina, de 19 años, murió de un balazo en el pecho en la casa de su novio, en San Antonio de Escazú. | JORGE NAVARRO
ampliar
Yinnette Tatiana Salas Molina, de 19 años, murió de un balazo en el pecho en la casa de su novio, en San Antonio de Escazú. | JORGE NAVARRO

La Fiscalía de Pavas pidió tres meses de prisión preventiva para el sujeto, de 22 años, detenido por la muerte de su novia.

La petición se hizo ayer, durante una audiencia en el Juzgado Penal de Pavas, que se inició a las 2:30 p. m. y, al cierre de edición, no fue posible conocer el resultado.

El sospechoso de asesinar a su novia, Yinnette Tatiana Salas Molina, de 19 años, fue capturado por el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) el lunes en la tarde, cerca de su vivienda, en la calle El Curio, en San Antonio de Escazú.

Un fiscal indagó ayer en la mañana al individuo, de apellido Meneses (22 años), conocido como Charlie El Guaco. Según el OIJ, registra antecedentes por asaltos y robos agravados.

Un largo episodio de celos llevó al fatal desenlace entre los jóvenes, quienes tenían una relación de noviazgo desde hacía más de un año.

Juntos. Según la versión de familiares de la víctima, ella se fue de la casa de su madre, en Vista de Oro de Escazú, a los 18 años.

Desde aquel momento convivió durante nueve meses con Meneses, en la casa de este último, hasta que los familiares de la mujer les ofrecieron ayuda terapéutica a ambos.

La joven se había iniciado en las drogas durante su noviazgo, por lo que sus hermanos y la madre le pidieron que regresara a la casa, incluso, con su novio.

Ambos comenzaron a asistir a grupos de ayuda y ella logró desintoxicarse, pero él no, por lo que los familiares de la novia le pidieron que se fuera.

Yinnette se internó dos meses y medio en un centro de rehabilitación y, durante los últimos ochos meses, aseguró a su familia que ya no quería estar con Meneses y que estaba asustada, pero él insistió. De hecho, la buscaba en entrenamientos de voleibol en los que ella participaba.

En las últimas semanas, la joven empezó a conocer un amigo, quien la visitaba en la casa. Los familiares creen que los celos pudieron haber sido el motivo del asesinato.

Sin embargo, desconocen por qué la joven se fue el sábado, sin avisar, a la casa de Meneses.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Fiscal pide prisión por crimen de joven

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota