Sucesos

Relato de oficial de tránsito atropellada por porteador

‘Gritaba que me iba a enseñar cómo respetar a un hombre’

Actualizado el 16 de julio de 2013 a las 12:00 am

Se sujetó a la tapa de automóvil y una escobilla para evitar caer y ser arrollada

Confía en que se haga justicia y puedan detener al conductor que le causó dolor

Sucesos

‘Gritaba que me iba a enseñar cómo respetar a un hombre’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Pococí. “Le voy a enseñar a respetar a un hombre”, fueron las palabras que un conductor le gritó el domingo pasado a la oficial de tránsito Celia Sánchez López, mientras luchaba por seguir sujeta a la tapa delantera de un automóvil Hyundai azul, utilizado para portear.

Ayer, mientras permanecía en el despacho del Instituto Nacional de Seguros (INS), en Puerto Viejo de Sarapiquí, la oficial relató durante 30 minutos el drama que vivió en los 2,4 kilómetros que estuvo agarrada de la tapa para no caer.

Esa mañana, ella salió de la Oficialía de Guardia con la intención de esperar el automóvil sospechoso, el cual se estacionó 50 metros adelante de la estación de servicio, contiguo al Tránsito. La intención, multarlo por hacer porteo.

Una vez delante de este, el conductor arrancó, por lo que Sánchez solo atinó a sujetarse de una escobilla y la tapa delantera mientras avanzaba a gran velocidad.

“Por el dolor que sentía debía de cambiarme de mano para no caerme. Me gritaba improperios de todo tipo con la intención de que me cayera”, recordó la oficial, mientras se observaba los moretones en las piernas, brazos y rodillas.

La oficial de Tránsito Celia Sánchez, ayer a las 5:15 p. m.,  mientras abandonaba la sede del INS. Le ayuda su compañero Alfredo Dinarte.  | REINER MONTERO.
ampliar
La oficial de Tránsito Celia Sánchez, ayer a las 5:15 p. m., mientras abandonaba la sede del INS. Le ayuda su compañero Alfredo Dinarte. | REINER MONTERO.

“Por el dolor que sentía debía de cambiarme de mano para no caerme. Me gritaba improperios de todo tipo con la intención de que me cayera”

A la par del conductor viajaba un acompañante, quien según la oficial, le dijo varias veces al chofer que parara, ya que se iban a matar.

“Todo el tiempo le vi la cara por el parabrisas. No la olvidaré. Sabía que si me soltaba existía la posibilidad de que cayera adelante y me arrollara o algo así. Era una muerte segura”, dijo la oficial, quien tiene tres hijos de 11, 20 y 23 años.

El drama para Sánchez terminó en el sector de Naranjales de Sarapiquí, cuando el automóvil disminuyó la velocidad; instante que aprovechó para soltarse, pese a que la arrastró por unos metros.

“Ahora solo quiero que se haga justicia. La vida y el respeto humano es algo que no supo valorar ese conductor”, dijo Sánchez, quien labora para el Tránsito desde 1994.

Una ambulancia que regresaba de un sector bananero con un herido recogió a la mujer, quien fue trasladada hasta la clínica de Puerto Viejo de Sarapiquí. El vehículo involucrado fue ubicado a cuatro kilómetros de donde se lanzó la oficial.

  • Comparta este artículo
Sucesos

‘Gritaba que me iba a enseñar cómo respetar a un hombre’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Carlos Láscarez S.

clascarez@nacion.com

Periodista de Sucesos

Periodista en la sección de Sucesos y Judiciales. Labora en Grupo Nación desde el año 2004.

Ver comentarios
Regresar a la nota