Entretenimiento

Disco debut del grupo ya está a la venta en el país

Jotdog provoca con su pop siniestro

Actualizado el 30 de septiembre de 2010 a las 12:00 am

Entrevista exclusiva con el grupo mexicano que empieza a ganar terreno con su pegajosa música y está nominado al Grammy Latino

Entretenimiento

Jotdog provoca con su pop siniestro

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Inlinemedia - GN

Impulsado por su nominación al Grammy Latino como mejor artista nuevo, el dúo mexicano Jotdog se lanza a la conquista de Latinoamérica con su fresca propuesta de pop.

Los sencillos Hasta contar a mil y Las pequeñas cosas son su carta de presentación: una contagiosa mezcla de sonidos de electropop y dramáticas letras, escritas por sus miembros María Barracuda y Jorge Chiquis Amaro.

Aunque se trata de un grupo nuevo, sus integrantes no son ningunos novatos y han tenido éxito como solistas o en grupos de gran trayectoria como Fobia. Incluso Midi, de Moenia, tuvo un breve paso por Jotdog.

El dúo empieza a abrirse paso en la escena pop latinoamericana y, para su propia sorpresa, lograron dos nominaciones a los premios Grammy Latino, gracias a las cuales su música se expuso a un público más amplio y ya les ha deparado nuevos adeptos.

Su disco debut acaba de ser relanzado con un DVD y temas adicionales y, según confirmó su disquera EMI Music, ya está a la venta en nuestro país.

María Barracuda habló en exclusiva con Viva, la semana pasada, vía telefónica desde México, sobre este proyecto y su aspiración a este importante premio.

“No conocemos Costa Rica, pero sí a mucha gente de allá y nos gustaría ir a presentarles nuestra música personalmente”, aseguró Barracuda.

A continuación encontrará un extracto de la conversación.

¿Cómo fue que surgió este proyecto bautizado Jotdog?

Chiquis y yo nos juntamos hace como cuatro años. De hecho, trabajamos juntos desde el proyecto de María Barracuda. Una editora nos encargó canciones para otros artistas y empezamos a componer en la onda pop, así fue como salieron Lo que digo yo, El beso y I Love You (contenidas en el disco de Jotdog), pero nos gustó tanto el proyecto que dijimos que deberíamos hacer un proyecto de este tipo de música, así que abrimos un MySpace sin decir que éramos nosotros, para que la gente no se fuera con el prejuicio de que ya conocía la música.

Luego empezamos a tocar en bares y a invitar amigos a que tocaran con nosotros como Iván González, de Maná, y a Midi, de Moenia. La producción la hizo Chiquis Amaro y las canciones son autoría de Chiquis y mía.

PUBLICIDAD

¿Por qué escogieron este nombre y, además, con la letra “j”?

Como estábamos emprendiendo el viaje, ya descarado, dentro del mundo del pop, quisimos relacionarlo con algo que sonara muy pop y, según nosotros, un hot dog (perro caliente) es algo que se puede asemejar al arte pop de Andy Warhol, donde agarraba un elemento de la cultura general y lo convertía en arte, así nosotros tomamos el hot dog y lo convertimos.

¿Cómo describirían la fórmula del sonido de Jotdog?

Nosotros decimos que es pop siniestro. Realmente, creemos que estamos haciendo pop, no queremos que nos cataloguen como electropop porque no es lo que vamos a estar haciendo todo el tiempo; nos gusta experimentar con sonidos y géneros. Lo que queremos es hacer buenas canciones y que la gente se identifique con ellas; no nos queremos encasillar. Lo que sí es una particularidad de nosotros es que combinamos letras muy dramáticas y drásticas con música muy alegre, en una onda bipolar, musicalmente hablando (ríe).

¿Cuál fue el papel de Midi, de Moenia, dentro del grupo y por qué ya no está?

La idea era incluirlo como parte del grupo y cuando lo invitamos Moenia estaba como en un descanso y, de repente, Moenia sacó su nuevo material y les fue muy bien y a nosotros también, entonces ya fue imposible ese plan que teníamos.

Tanto en su caso como el de Chiquis, ambos tienen una raíz más roquera, ¿por qué decidieron abordar este sonido más pop?

Fue un accidente. Como nos encargaron canciones para otras personas, te pones en los zapatos del artista para el que te están encargando música y es padre porque al hacer música que no crees que es para ti, puedes abordarla desde otra perspectiva porque no es personal y fue un buen experimento que nos llevó a esto.

¿Por qué decidió dejar a un lado su carrera como solista?

Yo saqué el primer disco como María Barracuda con Sony Music y, después, lancé el segundo de forma independiente y la verdad es que es muy difícil, porque no solo era independiente, sino que, además, solista y se volvió muy complicado para mí hacer las promociones. El segundo disco, yo lo maquilé y todo, lo distribuí, hice los videos, todo lo hice yo; se volvió muy complicado y ya se le estaba quitando lo divertido porque era luchar demasiado contra la corriente. De repente, se abrió la puerta de Jotdog y todo era, no más fácil, pero sí fluía de mejor manera. Aparte de eso, la verdad que para ser solista no tengo el ego suficiente como para luchar por una carrera en solitario. No me interesa, lo que me interesa es hacer música y ahora las bandas somos como pequeñas empresas, en las que cada uno tiene una función y así puedes lograr más cosas.

PUBLICIDAD

La mayoría de sus temas hablan de desamor, ¿a qué lo atribuyen?

No sé. Todo mundo me pregunta qué fue lo que me pasó de chiquita (bromea). Eso es lo que a mí me sale escribir y es como raro que me salga una canción toda linda y, a pesar de que eran canciones para otras personas, pues no se me quitó.

¿Qué los motivó a hacer una versión en español del tema True Colors, de Cyndi Lauper, a la que llamaron Colores?

Es una canción que siempre nos ha gustado mucho y fue parte del mismo accidente. Eran varias canciones que teníamos preparadas por encargo y nos quedamos con la mejores y desarrollamos este proyecto.

¿Qué significado tiene para ustedes esta postulación al Grammy Latino como mejor artista nuevo?

Estamos muy contentos y creo que es un reconocimiento que a cualquiera le gusta tener y, ya con haber sido nominados, creo que es un gran paso y a ver qué pasa. También, ya estamos haciendo el segundo disco de Jotdog, que sale a principios del año que entra y no estábamos esperando ningún premio; nosotros hicimos esto por amor a la música y para poder seguir dedicándonos a la música y no tener que cambiar de rock a oficina (ríe).

¿Creen que puedan ganar?

La verdad no tenemos ni idea. Nosotros estamos contentos nada más de ir a Las Vegas. Yo, de broma, les digo a los muchachos que lo importante no es ganar, sino hacer perder a los demás.

Este premio de mejor nuevo artista lo han ganado gente como Kany García, Jesse & Joy y Calle 13, entre otros, ¿qué les parecería sumarse a ese grupo?

Creo que el reconocimiento de la industria es lo que te pone de buenas, pero de verdad, te digo que nosotros, te lo juro, que no estamos pensando en eso. Todavía no sé ni qué me voy a poner, la verdad no tengo idea.

¿Cómo fue la experiencia de estar en el disco tributo a Mecano?

Siempre hemos sido superfans de Mecano; de hecho, mucha gente nos compara con ellos y, desde que nos convocaron pues nosotros nos sentimos superhonrados de participar; además, es un grupo que es parte de nuestras influencias.

¿Qué opinan sobre esas comparaciones con Mecano?

Al principio, pensamos que nos iban a comparar con otro tipo de grupos, sobre todo, porque Mecano tuvo su auge en los años 80 y 90, pero, para nuestra sorpresa, desde que empezamos a hacer promoción, mucha gente nos ha dicho que se les hacía como un nuevo Mecano y es un honor ese tipo de comparaciones. No pudimos haber tenido mejor calificativo.

¿Qué nos puede adelantar de ese segundo disco de Jotdog, sobre todo porque dicen que no les gusta amarrarse a un solo género?

Sí tendrá mucho electrónico, pero sí queremos experimentar con otros géneros como cumbia y lo que hacíamos con María Barracuda, porque te digo, que, en realidad, esto es María Barracuda disfrazada (ríe).

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Jotdog provoca con su pop siniestro

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota