Entretenimiento

Ficciones nacionales en competencia

Tres películas, tres inspiraciones...

Actualizado el 12 de noviembre de 2014 a las 12:00 am

Rosado furia , Muñecas rusas y Espejismo son las cintas nacionales que se disputarán el premio de ficción en el Festival de Cine Paz con la Tierra. En una conversación relajada, sus respectivos directores recordaron el chispazo que dio origen a cada una de sus obras y explicaron el sentido detrás de las imágenes

Entretenimiento

Tres películas, tres inspiraciones...

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Muñecas rusas, de un texto empolvado a la pantalla grande: Releyendo artículos viejos y 'sin querer queriendo', el cineasta Jurgen Ureña encontró una inspiración que mutó en película.

Muñecas rusas, Ureña descubrió que un texto de su propia autoría, sobre La dama de Shanghái (1947), tenía elementos que bien podrían acabar en la pantalla grande.

"El artículo era una reflexión sobre la relación que existía entre la pareja protagonista de la ficción, con el de los actores de la vida real; esos mismos que representaban a los personajes", recordó el cineasta.

"Esa relectura me hizo pensar en la posibilidad de una historia que podría funcionar por capas, una historia de amor dentro de otra historia de amor, la cual podía funcionar o ser fallida aun", agregó.

Así dio sus primeros pasos Muñecas rusas, la historia de un cineasta llamado Antonio (Antonio Yglesias) quien está en medio de un proceso creativo confuso y que, además, atraviesa una relación de pareja igualmente confusa.

"Antonio y Luisa se entregan al juego de los trucos bajo la manga, de los desacuerdos y las reconciliaciones", adelanta la sinopsis del filme.

Al mismo tiempo, "Antonio imagina una película habitada por Elsa y Miguel: personajes de ficción desdibujados en una aguda crisis sentimental", agrega el argumento.

El nombre del filme surge, precisamente, de ese doble conflicto, pues las muñecas rusas –conocidas matrioskas–, son aquellas que se parecen mucho, se contienen una a una dentro de sí mismas, pero no son del mismo tamaño.

"La trama tiene características similares a las muñecas: se refiere a un objeto que está sobre otro, pero que no es igual. Es una historia dentro de otra historia", agregó Ureña.

El 'look'. El deseo de Ureña de explorar las relaciones personales y cómo eran resueltas por las diferentes personas, terminó de perfilar una película que comenzó como documental, pero que acabó en una ficción en blanco y negro.

"Es en blanco y negro porque la trama tiene referentes visuales de películas del pasado, de ese que llamamos cine clásico. En la cinta, el personaje de Antonio se apoya en ese cine para entender la película que está filmando",

En ese sentido, Ureña se refiere a Doble indemnización, de Billy Wilder, o Persona, de Ingmar Bergman.

Otra característica del filme es que se desarrolla sobre escenarios ambiguos de espacio y tiempo, en el que el público debe interpretar su ubicación.

"No está muy claro si la acción se da en el pasado o en la contemporaneidad. Los espacios son neutralizados con fondos blancos que hacen que el público deba imaginar en qué lugar se realiza la acción, sin la necesidad de que exista inmobiliario", finalizó.

Director: Jurgen Ureña Género: Drama. Elenco: Antonio Yglesias, LILIANA BIAMONTE, ÓSCAR GONZÁLEZ, ELOY MORA, KARINA CONEJO, entre otros. Duración: 70 minutos. Estreno en el festival: Hoy, 12 de noviembre, en las instalaciones del cine Magaly (7 p. m.).Estreno comercial: sin definir.

Rosado furia, el hijo cinéfilo de una crisis: Podríamos decir que Rosado furia nació de una crisis.

A sus 25 años y mientras cursaba su carrera de Producción Audiovisual en la Universidad de Costa Rica, el cineasta Nicolás Pacheco se paseaba tranquilo por el pretil, se echaba unas birras en la Calle de la Amargura y, al mismo tiempo, no podía evitar un extraño e invasivo pensamiento: se comparaba constantemente con sus padres.

El cineasta se cuestionaba si, a esa edad, había hecho lo suficiente con su vida, lo correcto o, simplemente, se preguntaba por la razón de estar donde estaba.

“A esa edad uno está un poco perdido y esa vara –creo– dura un rato (se ríe). A esa edad ya mis tatas tenían hijos, familia y trabajo y yo estaba ahí. Fue una crisis existencial, esas cosas que le dan a uno”, recordó el cineasta.

Para Pacheco, ese pasaje de su vida dio algún sustento a Rosado furia, una película en la que una chica llamada Susan Tan vive un remolino de experiencias, al principio excitantes, luego no tanto. Ella busca algo en su vida, pero en el camino las cosas no le salen tan bien. “Ella, Susan Tan, que en la película trabaja como cosmetóloga, tiene como miedo de estarse convirtiendo en sus papás y eso la lleva a un ciclo de grandes cuestionamientos”, narró Pacheco.

“Ella tiene miedo a quedarse sola y busca una zona de confort en amistades viejas y también nuevas, en un ciclo de de autodestrucción”, finalizó el cineasta.

Catarsis. Se podría decir que el dilema existencial lo resolvió Pacheco años después en Singapur, país adonde viajó para pulir sus sueños de ser cineasta y filmar, de paso, Rosado furia.

En el lejano Singapur, Pacheco cursó una maestría en Dirección de Cine.

“Yo tengo mis propias respuestas a la crisis existencial, pero más que entenderla, el filme me hizo ver que hay muchas personas en la misma situación, me conecta con ellas, y eso me funciona como catarsis”, confesó.

En la lejana nación asiática y luego de un proceso de casi tres años, se filmó por completo Rosado furia, razón por la cual es hablada en inglés y es protagonizada por actores locales como Esther Low y Will Lawandi.

Hace un par de años, Pacheco se trajo el material rodado a Costa Rica y fue editado bajo la producción de Laura Ávila-Tacsan, de

“Sé que la película no es fácil de tragar”, confesó Pacheco, aunque tiene claro que muchos verán la película y se dirán: “Esta es mi vida, así ha sido. Sé lo que le pasa a ella (Susan)”, finalizó.

El lunes pasado, Rosado furia se estrenó en el festival y lo hará comercialmente el 5, 6 y 7 de diciembre en el Cine Magaly.

Director: Nicolás Pacheco Género: Drama psicológico. Elenco: Esther Low, Will Lawandi. Duración: 61 minutos. Estreno en el festival: Lunes 1o de noviembre, en el cine Magaly (7 p. m.). Estreno comercial: 5,6 y 7 de diciembre en el cine Magaly.

Espejismo, la peli que empezó por su final: Despertó de un revelador sueño y, como si fuera un milagro, tenía en mente el desenlace de su primera película.

José Miguel González, director Espejismo, recordó el singular chispazo que lo llevó a realizar su ópera prima, un filme de suspenso psicológico que se estrenará el viernes y que disputará el premio nacional de ficción en el Festival de Cine Paz con la Tierra.

“Yo estaba acampando con unos amigos en la laguna del Arenal. Esa noche soñé el final de la película, la forma en que estaba editada, la trama”, recordó un emocionado González.

“Vi tan claro ese final, su esencia, que supe que esa era la cinta que tenía que hacer”, agregó.

González recordó que, al despertar, no tenía papel para registrar su prodigiosa revelación y que eso lo inquietó un poco. Para evitar un desgraciado olvido, tomó su celular y de inmediato comenzó a enviarse mensajes con la idea que consumía su cabeza.

A partir del venturoso desen- lace, Espejismo evolucionó de una forma sorprendente y, tras años de intenso trabajo, se convirtió en la historia de Daniel (Abelardo Vladich), un joven pintor que piensa en ahogarse tras perder todo aquello por lo cual vivía.

Tras morir ella, Daniel decide huir de la realidad al recluirse en los recuerdos de sus seres queridos, adelanta el argumento.

En su último aliento, la mente agonizante de Daniel le hará repasar su angustiosa existencia y quizá pueda darle un viraje total.

“Para mí, Espejismo es un viaje que emprende Daniel a través de su propia locura. Él supera sus demonios para reencontrar el verdadero sentido de su vida”, explicó el cineasta.

“El propio subconsciente de Daniel es el que toma el control de su periplo. Es una mirada desde lo interno, dentro de sus propios traumas, que se vuelve especial porque que el público puede acompañar muy de cerca al personaje”.

Hilo narrativo. González adelantó que Espejismo es una cinta algo tensa, fuera de lo común y con un argumento nada light, pero asegura que el hilo narrativo se entiende muy bien.

“Hasta niños de 6 años han visto el filme y lo han entendido. Es una película que te hace pensar mucho, pero, que, además, abre bien, se desarrolla bien y cierra bien. Para mí es igual de importante entretener que contar, ya lo van a ver”.

Espejismo, filme que luego de su anecdótico inicio tardó unos cinco años en ver la luz, se estrenará el viernes en el festival de cine y .

Director: José Miguel GonzálezGénero: Suspenso psicológico.Elenco: Abelardo Vladich, Alejandro Castro, Luis Andrés Solano y Liz Rojas.Duración: 80 minutosEstreno en el festival: Viernes 14 de noviembre, en el cine Magaly (7 p. m.) Estreno comercial: A mediados de enero, en siete salas de la capital.

 
  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Tres películas, tres inspiraciones...

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Alexánder Sánchez

asanchez@nacion.com

Periodista de Entretenimiento y cultura

Periodista del suplemento Viva de La Nación. Bachiller en Periodismo de la Universidad de Costa Rica. Su formación académica la complementó con trabajos estudiantiles en medios de comunicación universitarios.

Ver comentarios
Regresar a la nota