Entretenimiento

Crítica de cine

Crítica de cine: ‘Cómo entrenar a tu dragón 2’

Actualizado el 23 de junio de 2014 a las 12:00 am

A lomo de dragón. Secuela de las buenas

Entretenimiento

Crítica de cine: ‘Cómo entrenar a tu dragón 2’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Tráiler de la película animada ‘Cómo entrenar a tu dragón 2’.

Los dragones vuelan de nuevo. Sus formas y movimientos son colorido ballet arriba de las nubes. Se trata de la esperada películaCómo entrenar a tu dragón 2 (2014), filme animado bajo la dirección de Dean DeBlois, quien repite el éxito de calidad que tuvo en el 2010.

Mientras el cine exista en la historia humana, al hablar de filmes animados con la técnica del ordenador, será necesario mencionar ese hito que es Cómo entrenar a tu dragón (2010), cuya moraleja instruye sobre la amistad con la Naturaleza, cuando un pequeño vikingo,  Hipo, ayuda a un dragón, Chimuelo, a restablecerse de una seria lesión.

Hipo y Chimuelo.  La aventura continúa y el buen cine animado también. CORTESÍA DE DISCINE.
ampliar
Hipo y Chimuelo. La aventura continúa y el buen cine animado también. CORTESÍA DE DISCINE.

Con dicha película, tuvimos una trama perceptiva, cuyas emociones emanaban de personajes bien trazados para una historia  de exquisita imaginación. Hoy tenemos la secuela. Cuando los documentos hablen de secuelas en el cine, tendrán que mencionar esta necesariamente.

De nuevo la pantalla se llena de magia. De nuevo el bien y el mal se enfrentan dentro de esa búsqueda perpetua del equilibrio natural y, otra vez, los dragones están de primeros en esa fila generosa de la solidaridad.

Cómo entrenar a tu dragón 2 igual se nos muestra con espléndidos logros visuales para acercarnos a ese universo propio del género fantástico, tan de la literatura infantil como del cine familiar, siempre sobre la base de la novela escrita por la británica Cressida Cowell.

Han pasado cinco años. Ahora el deporte favorito en la isla de Berk son las carreras de dragones. Sin embargo, Hipo y su amigo Chimuelo andan lejos. Ellos exploran mundos nuevos. ¡Los encuentran!, solo para enterarse que el universo pacífico de humanos y dragones está en peligro.

La vorágine de acontecimientos les llegará a todos nuestros conocidos personajes. Cada quien debe asumir un puesto de lucha, mientras conocemos nuevos protagonistas. Sobre ellos se define el carácter de la inesperada lucha, la que exige de Chimuelo un gran acto de valentía.

Como si fuesen creativos movimientos de cámara, las imágenes son el paso inmediato para una historia valiosa con sus diálogos. Conceptualmente, estamos ante un filme inteligente. No es cine simplón. Para nada. Tampoco se trata de película efectista. Aquí nada sobra ni nada falta.

PUBLICIDAD
Ficción creadora. Un mundo armónico de dragones y humanos está en peligro por extrañas fuerzas. El cine animado se pone una flor en el ojal.  DISCINE/LN
ampliar
Ficción creadora. Un mundo armónico de dragones y humanos está en peligro por extrañas fuerzas. El cine animado se pone una flor en el ojal. DISCINE/LN

La verdad es que los guionistas tomaron importantes riesgos. Se la jugaron al hacer más compleja la historia; pero todo les salió bien al desgranar el relato sin que, en ningún momento, se pierda la unidad temática: es un argumento del todo creíble desde su afán imaginario.

Cómo entrenar a tu dragón 2 es también el proceso dramático de sus héroes, quienes se transforman en sujetos plenos de responsabilidades (crecimientos internos). Por eso, el ritmo del filme es sostenido, a lo que contribuyen la música y, en general, su banda sonora.

Es bueno anotar el atildado logro con los escenarios. Según el estado de ánimo del filme, pueden ser poéticos, coloridos, imponentes, sombríos, gélidos, cálidos, amorosos o tensos. Es perfecta la unidad entre sentimientos con el sitio donde se expresan. Como entrenar a tu dragón 2 es cine imperdible: ¡es hora de volar a lomo de dragones!

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Crítica de cine: ‘Cómo entrenar a tu dragón 2’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

William Venegas

Crítico de cine y teatro

Filólogo y educador. También estudió Teatro, Estética, Historia del Arte, Filosofía del Arte y Semiótica para hacer lo que quería: crítico de cine y teatro. Fue profesor de Literatura y Apreciación Cinematográfica en la UNA. Escribe para La Nación desde 1991.

Ver comentarios
Regresar a la nota