Nacional

Expresidente afirma tener autoridad moral para pedir votos por el Republicano Social Cristiano pese a condena por peculado

Rafael Ángel Calderón: ‘Yo no aspiro a ser candidato’

Actualizado el 08 de mayo de 2016 a las 12:00 am

Dice que José María Figueres tiene derecho a postularse a pesar de haber recibido $900.000 de Alcatel

Nacional

Rafael Ángel Calderón: ‘Yo no aspiro a ser candidato’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

(Video) Rafael Ángel Calderón: "No me siento en condiciones de volver a una presidencia" (René Valenzuela)

Pese a tener una condena por peculado a raíz del caso CCSS-Fischel, el expresidente Rafael Ángel Calderón dice poseer autoridad moral para pedir votos por el Partido Republicano Social Cristiano, que ayudó a fundar. Alega que lo puede hacer porque no busca apoyo para él, sino para ese grupo político, pues él descarta la reelección.

Pero sí se ve como un “buen asesor” presidencial, en caso de un triunfo del Republicano. Así lo afirmó Calderón, a quien la Sala III condenó a tres años de cárcel en el 2011 por recibir comisiones ilegales del consorcio finlandés Instrumentarium Medko Medical, por gestionar una compra de equipos para la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS).

Él tiene la sentencia apelada ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El exmandatario de 67 años y quien gobernó al país entre 1990 y 1994, defendió la postulación del también expresidente José María Figueres Olsen por el Partido Liberación Nacional (PLN), luego de haber recibido $900.000 de la firma de telecomunicaciones Alcatel. Sostiene que no hay ilegalidad en que una persona dé asesorías y cobre honorarios después de dejar el Gobierno.

De seguido, un extracto de la entrevista con La Nación :

¿Usted se fue o lo invitaron a irse la Unidad?

Desde mediados del 2010, en una asamblea de la Unidad envié una carta retirándome de toda actividad partidista y después, cuando esta gente triunfó, evidentemente no iba a volver, cuando la actitud de ellos era sumarse a las voces de la persecución para apoderarse del Partido.

¿Es usted quien toma las decisiones en el Republicano?

No; hay otros liderazgos dentro de la agrupación. Es el partido al cual pertenece Rafael Ángel Calderón Fournier con mucho orgullo. Además, Rafael Ángel Calderón Fournier no será el candidato a la Presidencia de la República, que será la figura más importante del Partido durante la campaña electoral.

¿En que se diferencia del PUSC?

Hay una diferencia ideológica. No hay duda de que el Republicano va a levantar mucho más las banderas sociales y las luchas sociales que ha dado el Republicano y el calderonismo durante 76 años en el país. A mí me parece que en la Unidad hay sectores más liberales.

PUBLICIDAD

Rodolfo Piza dice que el calderonismo se quedó en el PUSC.

Eso lo veremos en las elecciones nacionales. Yo soy un convencido de que la inmensa mayoría de los calderonistas están levantando nuestra bandera original.

Lograron la elección de un alcalde, un intendente y 48 regidores. ¿Es el resultado esperado?

Hubiera esperado dos o tres alcaldías. Pudiéramos haber querido un poquito más de regidores, pero fue un primer paso en el que le ganamos a partidos como el Frente Amplio y el Movimiento Libertario que tienen bastantes diputados en la Asamblea Legislativa y esto solo en siete meses.

¿Rodolfo Hernández o Miguel Carabaguíaz?

Veremos qué eligen las bases.

¿Después de dejar tirada una campaña (en el PUSC), Rodolfo Hernández es buen candidato?

Él fue obligado a salir. Ante todo eran sus principios y él no iba a aceptar las condiciones que le ponían quienes manejaban el Comité Ejecutivo y, por lo tanto, quienes manejaban el financiamiento de la campaña.

¿Cómo saber que Rodolfo Hernández no va a renunciar ante la primera presión?

Él no se va por una presión, él se va por principios.

¿Cuál va ser su papel en las elecciones del 2018?

Ayudaré al Partido en lo que partido y el candidato me pidan.

¿La reelección descartada?

Absolutamente, porque no voy a llegar con bastón a la Casa Presidencial.

Otros expresidentes como José María Figueres ya anunciaron su deseo de luchar por la Presidencia; ¿qué le parece?

Es su derecho; yo respeto el criterio de cada uno. No me siento en condiciones de hacer una campaña como debe ser y de volver a la Presidencia. Me parece que puedo ser un buen asesor y dar algunas opiniones valiosas a quien ocupe la Presidencia.

¿Y de Oscar Arias, quien dice que medita la reelección?

Es el criterio de ellos, y yo respeto el criterio de cada quien, yo personalmente no me considero en las condiciones.

¿Son ellos (Figueres y Arias) buenas opciones para el 2018?

Son gente con experiencia, conocedora de la vida pública. No sé en qué condiciones estén de salud para enfrentar los retos que significa un gobierno. Cada uno de nosotros sabe bien a lo que se va.

PUBLICIDAD

¿Está de acuerdo con que un político que recibió $900.000 de Alcatel, mientras esta compañía luchaba por contratos del ICE, sea presidente de la República?

En el caso mío, recibí una suma menor de otra empresa, pero yo tenía un bufete de abogados abierto. Entonces, este es un tema que no voy a criticar lo que otro hiciera; yo no era un político; era un abogado que tenía un bufete, donde trabajábamos 15 abogados y donde hicimos un trabajo.

¿Y en el caso de Figueres?

Bueno, al salir del gobierno, él tenía libertad de haber asesorado a quien él hubiera querido.

¿No ve mal que llegue a la Presidencia después de haber recibido ese dinero?

Lo que yo no veo mal es una persona dando una asesoría y cobrando unos honorarios por haber dado una asesoría cuando ha sido del Gobierno.

Usted y Miguel Ángel Rodríguez enfrentaron los juicios. ¿Usted cree que Figueres debió hacer lo mismo?

Esa es la decisión de cada uno, que uno respeta. Don Miguel Ángel y yo tomamos la decisión de quedarnos en Costa Rica y enfrentar las circunstancias y vea usted, hoy 12 años después, don Miguel Ángel todavía no ha recibido una sentencia definitiva. Ha ido ganando los juicios.

”Y, en el caso mío, acabo de ganar, hace año y medio, uno importantísimo, que ahora se está viendo la apelación donde se demostró, en forma categórica y unánime, que el caso de los equipos médicos, pues los equipos resultaron de gran calidad, que no hubo sobreprecio, que no hubo irregularidades en el procedimiento y que los equipos han funcionado maravillosamente bien en estos 12, 14 años (se refiere al fallo del Tribunal Penal de Hacienda del 2015 que rechazó una demanda por daños de la CCSS). Entonces yo pregunto: ¿cuál era mi delito?

En 2009, cuando usted fue condenado y renunció a sus aspiraciones de reelección, usted dijo: ‘Cuando un tribunal serio lo condena, uno no tiene autoridad para pedir votos’. Pero usted ahora pide votos para el Republicano. ¿No es contradictorio?

Me refería a votos para mí, porque yo no me sentía para pedir votos para mí con una sentencia, aunque no la compartía.

No es contradictorio que esté pidiendo votos para su partido, cuando usted dijo que no iba a participar en política partidaria hasta que no se resolviera su caso en la Corte Interamericana?

No estoy pidiendo votos para mí, ni voy a pedir votos para mí. Ahora sí hay nuevas circunstancias, que es el nuevo fallo que le comento, que demostró que no hubo daño alguno para el Seguro Social y que los equipos médicos son extraordinarios.

Pero desde la sentencia de 2009 eso había quedado claro.

No, no, sí hubo algo nuevo: el sobreprecio. Esta sentencia contradice lo anterior, porque condenaron por un sobreprecio que no sé quién lo inventó.

¿Pero su condena por peculado se mantiene vigente?

Sin ser funcionario público.

Pero se mantiene.

Por eso, yo no aspiro a ser candidato, ni aspiro a tener ningún cargo público. Pero esta otra sentencia me ayuda muchísimo a poder tener una gran tranquilidad, porque es una sentencia que me da mucha fuerza moral.

¿Tiene usted la autoridad moral para pedir votos?

Definitivamente, más con esta sentencia y pronto va a tener usted la admisibilidad de la Comisión Interamericana.

¿Cree en los Tribunales?

Quedé muy desilusionado y más con el Ministerio Público. He presentado mi demanda ante la Comisión Interamericana con nombres y apellidos concretos que a mí juicio violaron la Convención Americana de Derechos Humanos y estoy pidiendo que se sienten las responsabilidades sobre cada uno de ellos.

¿A quiénes señala?

La lista es inmensa.

¿Algunos?

Todos los jueces que participaron en las violaciones; el fiscal general, por supuesto; todos los que participaron.

¿Cuál es su relación con los diputados de la Unidad?

A veces converso con don Jorge Rodríguez que es amigo personal. Él me quiere mucho y lo estimo mucho también. Es amigo personal, pero bueno, él está en la Unidad. Converso mucho, desde luego, con Carmen Quesada.

¿Y con Humberto Vargas?

Tengo mucho de no hablar con él. Ninguna relación. 

¿Tiene una cuota de poder el Republicano en la Asamblea?

No, pero tendrá una fracción importante en el 2018.

  • Comparta este artículo
Nacional

Rafael Ángel Calderón: ‘Yo no aspiro a ser candidato’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Natasha Cambronero

natasha.cambronero@nacion.com

Periodista de Política

Periodista en la sección de Política. Licenciada en Comunicación de Mercadeo y periodista graduada por la Universidad Latina. Escribe sobre el quehacer de los partidos políticos y el financiamiento electoral, entre otros temas.

Ver comentarios
Regresar a la nota