Nacional

erosión por mareas cada vez más altas

Mar amenaza escuela, hotel y dos casas en Esterillos

Actualizado el 23 de septiembre de 2016 a las 12:00 am

Experto advierte de riesgos; municipio corre para levantar muro de retención

Nacional

Mar amenaza escuela, hotel y dos casas en Esterillos

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Dos viviendas, la escuela de la localidad y un hotel están en riesgo por la erosión que sufre la playa de Esterillos oeste, en el cantón de Parrita, Puntarenas, luego de que las mareas aumentaran a principios de esta semana y el mar socavara parte del terreno costero.

Ermosida Ramírez, una de las afectadas, asegura que el domingo el agua ingresó a su casa, por lo que ahora se siente muy insegura.

“El mar nos está dejando sin playa, se llevó algunos árboles y hay sitios sin paso. En mi casa vivimos tres personas y en la de nuestros vecinos son ocho, entre ellos dos adultos mayores y dos niñas. Por ahora construimos un muro de arena para detener el agua”, explicó la mujer de 43 años.

Su preocupación la comparte Fernando Mora, dueño del hotel Sirena, quien afirma que la visitación ha bajado por temor a lo que pueda ocurrir.

“Hace unos días empecé a poner piedras frente al hotel y eso está sosteniendo el agua, pero al final el problema es que el mar se está comiendo la tierra y si no se hace algo la situación va a agravarse”, agregó Mora.

Omar Lizano, oceanógrafo del Centro de Investigación en Ciencias del Mar y Limnología (Cimar) de la Universidad de Costa Rica (UCR), reconoce que la situación es grave, pero añade que los inconvenientes no son de ahora, pues comenzaron desde el 2010.

“Esterillos tiene seis años con problemas de erosión y cada vez va para más, hasta que estos días llegó al extremo de emergencia para los pobladores. Las mareas están subiendo producto del calentamiento global”, manifestó Lizano.

A los problemas de erosión, dijo, se suman aspectos locales, que aceleran el deterioro.

“Hay tres alcantarillas sacando aguas llovidas y servidas, posiblemente del pueblo, esos tres tubos comenzaron a lavar el perfil de equilibrio en la playa y con estas mareas y el oleaje, el proceso de erosión en la zona se ha tornado más serio”, detalló.

Para Lizano, es urgente hacer un enrocamiento, malecón o rompeolas que detenga los problemas y, posteriormente, inyectarle arena a la playa para restablecer el equilibrio.

PUBLICIDAD

“La situación es grave, si no corren a poner enrocamiento en estos días, se va a llevar las casas que están ahí”, advirtió.

Solución temporal. Ante la emergencia, el alcalde de Parrita, Freddy Garro, aseguró que a partir de este viernes intentarán levantar un muro de retención que les permita contener los efectos de la marea y los oleajes, al menos de forma temporal.

“Vamos a hacer algo paliativo mientras la Comisión Nacional de Emergencias (CNE) nos indica si va a apoyarnos con algunos recursos. Vamos a tratar de hacer un muro en las partes vulnerables”, explicó Garro.

Otra de las soluciones sería movilizar a las personas a regiones más altas, por su seguridad.

Lizano mencionó que los inconvenientes se podrían replicar en otros lugares cercanos a la costa, donde la erosión de los terrenos se ha agravado.

Palo Seco (Parrita), Manuel Antonio (Quepos), Jacó (Garabito) y playa Teresa ( Cóbano de Puntarenas), son lugares donde, según el oceanógrafo, se han detectado algunos problemas de erosión en la costa.

“A futuro no va a haber ninguna medida que funcione en lugares tan bajos como estos, el escenario que se tiene es un aumento en el nivel del mar.

”La situación puede detenerse por un tiempo, pero las zonas costeras van a seguir teniendo problemas”, concluyó.

  • Comparta este artículo
Nacional

Mar amenaza escuela, hotel y dos casas en Esterillos

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota