Mundo

Francia abre la vía a bombardear al Estado Islámico en Siria

Actualizado el 07 de septiembre de 2015 a las 12:48 pm

Mundo

Francia abre la vía a bombardear al Estado Islámico en Siria

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El presidente francés, Francois Hollande, pronunció un discurso este lunes en el Instituto del Mundo Árabe en París. (AFP)

El presidente francés François Hollande anunció este lunes que la aviación francesa llevará a cabo a partir del martes vuelos de reconocimiento para realizar ataques aéreos contra el Estado Islámico (EI) en Siria, aunque descartó una intervención terrestre.

"Pedí que se realicen, ya desde este martes, vuelos de reconocimiento sobre Siria. Estos permitirán planear bombardeos (contra el EI) preservando nuestra autonomía de acción y de decisión", dijo Hollande en una conferencia de prensa.

Con ello, el presidente dio a entender que su actuación en Siria no será en el marco de la coalición internacional dirigida por Estados Unidos.

El EI "está en Irak y en Siria" y "hace huir, con las matanzas que comete, a miles de familias", dijo el presidente francés, evocando la llegada masiva a Europa de refugiados, 24.000 de los cuales serán acogidos en Francia en los dos próximos años.

"Lo que queremos en Siria es conocer, saber lo que se prepara contra nosotros y lo que se hace contra la población siria", indicó Hollande.

La aviación francesa bombardea ya las posiciones del EI en Irak en el marco de una coalición internacional liderada por Estados Unidos. Sin embargo, París ha rechazado hasta ahora intervenir contra los yihadistas en Siria por considerar que eso podría favorecer al régimen del presidente Bashar al Asad.

Hollande descartó además cualquier operación terrestre de tropas francesas en Siria. "Sería inconsecuente e irrealista enviar a Siria tropas de tierra. No haremos intervenciones en tierra, como no las hacemos en Irak", dijo.

"Irrealista porque seríamos los únicos, inconsecuente porque sería transformar una operación en fuerza de ocupación", explicó. "En Irak corresponde a los iraquíes llevar a cabo esas operaciones, en Siria a los sirios que están en la rebelión, pero también corresponde a los países vecinos, a las fuerzas regionales asumir sus responsabilidades", agregó.

Varios elementos han influido en el cambio de posición de Francia.

LEA: Francia aprieta combate contra el Estado Islámico

Al principio de la intervención francesa en Irak, hace un año, Hollande equiparó el Estado Islámico y el régimen de Bashar al Asad, acusado de ser responsable de cientos de miles de muertos desde el inicio del conflicto sirio. Para Francia, bombardear a los yihadistas podía servir los intereses de Asad.

PUBLICIDAD

Pero en los últimos dos años el EI se "ha expandido enormemente", dijo Hollande este lunes.

Otro elemento para explicar el cambio de la posición francesa es que hay países árabes que participan en los bombardeos en Siria, como Arabia Saudí, Jordania, Catar, Bahréin y los Emiratos Árabes Unidos.

Durante este año, Francia se ha acercado políticamente a varios países árabes, también a través de venta de armas. Por ello era difícil ignorar la intervención en Siria de estos países, que tienen un doble objetivo en Siria: atacar al EI pero también a Asad, su principal adversario en la región y que tiene el apoyo de Irán.

Sobre todo, el objetivo de Francia es atenuar la amenaza de nuevos atentados en su territorio.

Los ataques de enero pasado en París y los intentos fallidos de los últimos meses el último contra un tren a finales de agosto tienen relación con el yihadismo y algunos de ellos fueron reivindicados por el EI.

"Francia ha asumido siempre sus responsabilidades frente al terrorismo", repitió el lunes Hollande, recalcando que hay "pruebas" de que es en Siria donde "se organizan los ataques contra varios países, en particular el nuestro".

Hollande estimó que la solución en Siria será "política" y dijo que Francia "habla con todos los países que pueden favorecer esa transición". Entre esos países citó a Rusia y a Irán.

No obstante, reiteró su posición de que esa solución política debe excluir al presidente sirio. "En Siria, no se debe hacer nada que pueda consolidar o mantener a Bashar al Asad", sostuvo, repitiendo que la salida de Asad tiene que plantearse "en un momento u otro de la transición".

  • Comparta este artículo
Mundo

Francia abre la vía a bombardear al Estado Islámico en Siria

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota