Mundo

Los acreedores de Grecia llegan a Atenas con resistencia del partido en el poder

Actualizado el 29 de julio de 2015 a las 05:42 am

Acreedores prevén que el PIB griego caerá entre un 2 y un 3% este año y que las finanzas públicas tendrán un déficit primario de 1%

La retirada de dinero sigue estando limitada a 420 euros por semana

Mundo

Los acreedores de Grecia llegan a Atenas con resistencia del partido en el poder

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Atenas

Los representantes de los acreedoras de Grecia llegan este miércoles a Atenas para negociar un tercer rescate financiero, en un clima político tenso por los desacuerdos en el seno del ala izquierda de Syriza (en el poder) sobre las duras condiciones de esta ayuda.

Las negociaciones sobre el nuevo rescate, acordado el pasado 13 de julio en Bruselas y estimado entre 82.000 y 86.000 millones de euros, empezaron a nivel técnico a principios de esta semana, por ahora sin dificultades.

Por su parte el comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, confirmó a la radio Europe 1 que "la negociación se está llevando a cabo en buenas condiciones de cooperación".

El trabajo de los técnicos terminará el viernes, según el gobierno del primer ministro Alexis Tsipras.

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, durante una entrevista con la emisora de radio de Syriza Sto Kokkino, en Atenas, Grecia.
ampliar
El primer ministro griego, Alexis Tsipras, durante una entrevista con la emisora de radio de Syriza Sto Kokkino, en Atenas, Grecia. (EFE/Orestis Panagiotou )

Mientras tanto se espera la llegada este miércoles de los representantes de las cuatro instituciones acreedoras: la Comisión Europea, el Banco Central Europeo, el Fondo Monetario Internacional y el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE).

Los representantes de los acreedores no venían a Grecia desde el año pasado, cuando todavía estaba en el poder la coalición entre conservadores y socialistas de Antonis Samaras.

Declan Costello seguirá representando a la Comisión y estará acompañado en su visita por Rasmus Rüffer (BCE), Delia Velculescu (FMI) y Nicola Giammarioli (MEDE).

La mala coyuntura es la consecuencia de las largas negociaciones entre Grecia y sus acreedores desde la llegada al poder en enero del partido de izquierda Syriza.

Pero la situación se ha agravado todavía más con el control de capitales que el gobierno impuso el 29 de junio para evitar la caída del sistema bancario. Aunque algunas medidas han sido levantadas, la retirada de dinero sigue estando limitada a 420 euros por semana.

La portavoz del gobierno Olga Gerovassili dijo a la radio Real FM que los acreedores retomarán sus inspecciones trimestrales, como hacen desde 2010, y que la primera de ellas podría ser dentro de tres meses.

Según el periódico Kathimerini, los socios griegos prevén que el PIB caerá entre un 2 y un 3% este año, mucho más que la previsión de crecimiento del 0,5% del gobierno griego, y que las finanzas públicas tendrán un déficit primario (que no incluye el pago de intereses) de 1% frente a la previsión del excedente del 1%.

En total estas cifras supondrían pérdidas de 3.600 millones de euros con respecto a las previsiones del gobierno griego.

  • Comparta este artículo
Mundo

Los acreedores de Grecia llegan a Atenas con resistencia del partido en el poder

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota