Mundo

Tanzania quiere que se revise el mandato de 'los cascos azules' en Sudán

Actualizado el 15 de julio de 2013 a las 03:01 pm

En febrero, Tanzania envió un contingente de 875 soldados para contribuir con la misión internacional de la ONU en Darfur

Mundo

Tanzania quiere que se revise el mandato de 'los cascos azules' en Sudán

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Siete  “cascos azules”  tanzanos murieran el pasado sábado en un ataque.
ampliar
Siete “cascos azules” tanzanos murieran el pasado sábado en un ataque. (AFP)
Tanzania quiere que el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) revise el mandato de la misión de paz desplegada en la región occidental sudanesa de Darfur después de que siete "cascos azules" tanzanos murieran el pasado sábado en un ataque.

Dar es Salaam

" Queremos que el mandato de Naciones Unidas nos permita responder a ese tipo de ataques " , dijo hoy a EFE el portavoz del Ejército de Tanzania, Kapambala Mgawe.

" Es importante que se autorice que nuestros soldados se puedan proteger cuando son atacados " , agregó Mgawe, quien solicitó una rápida revisión del mandato.

El pasado sábado, rebeldes sudaneses atacaron un convoy de los " cascos azules " que viajaba entre Khor Abeche y Nyala, y causaron siete muertos y 15 heridos.

Los heridos, 14 militares y un policía, reciben tratamiento en un hospital de Nyala.

El presidente de Tanzania, Jakaya Kikwete, lamentó este domingo el ataque en un comunicado.

" No tengo palabras para esta matanza sin sentido a nuestros soldados, que estaban en una importante misión de paz de la ONU en una zona donde miles de civiles inocentes han perdido la vida a manos de rebeldes " , señaló Kikwete.

El pasado mes de febrero, Tanzania envió un contingente de 875 soldados y policías para contribuir a la misión internacional de la ONU en Darfur.

El del sábado es el ataque más grave sufrido por esas fuerzas de pacificación desde que se desplegaron en 2008 en la región.

El conflicto de Darfur se inició a comienzos de 2003, cuando los grupos insurgentes se levantaron en armas contra el régimen de Jartum en protesta por la pobreza y la marginación que sufrían los habitantes de esa región.

Desde entonces, unas 300.000 personas han muerto y otras 2,7 millones se han visto obligadas a desplazarse por los enfrentamientos entre grupos rebeldes y las fuerzas gubernamentales, según datos de Naciones Unidas.

  • Comparta este artículo
Mundo

Tanzania quiere que se revise el mandato de 'los cascos azules' en Sudán

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota