Se mantiene cierre de maternidad por contaminación; CAIS de Desamparados reforzó atención de partos en apoyo a hospital

Por: Ángela Ávalos 14 diciembre, 2017
Maricela Quirós es de Moravia y le correspondía tener a su segundo hijo en el Hospital Calderón. Pero dio a luz a Samuel a las 4:53 a. m. de este jueves en el CAIS de Desamparados. Su esposo, Alexánder Calderón, confirmó que se enteraron de la noticia de la bacteria y pensaron que podrían tener a su bebé en Coronado, pero los trasladaron en ambulancia hasta Desamparados. Se sienten satisfechos por la atención. DIANA MÉNDEZ
Maricela Quirós es de Moravia y le correspondía tener a su segundo hijo en el Hospital Calderón. Pero dio a luz a Samuel a las 4:53 a. m. de este jueves en el CAIS de Desamparados. Su esposo, Alexánder Calderón, confirmó que se enteraron de la noticia de la bacteria y pensaron que podrían tener a su bebé en Coronado, pero los trasladaron en ambulancia hasta Desamparados. Se sienten satisfechos por la atención. DIANA MÉNDEZ

Solo una persona por turno será permitida en la Unidad de Cuidado Intensivo Neonatal del Hospital Calderón Guardia acompañando a cada paciente.

La medida, que tiene vigencia inmediata, se acordó la mañana de este jueves en una sesión médica, como parte de una estrategia para enfrentar la infección causada por una bacteria en el área de maternidad, cuyo posible nexo con la muerte de seis bebés prematuros se encuentra bajo investigación.

Taciano Lemos Pires, director del centro médico, no descartó que esta medida se convierta en permanente y se pueda extender a otros servicios, con el fin de cortar el riesgo de contaminación a enfermos muy delicados.

Anteriormente, varias personas podían alternarse –en un mismo turno– la visita a cada bebé grave internado. En esta Unidad se hospitalizan niños prematuros o con algún problema de nacimiento (enfermedad congénita) que, por su complejidad, requieren cuidados muy especializados.

Las otras acciones que ha ejecutado el hospital para cortar la infección incluyen el cierrre del área de maternidad, confirmó Taciano Lemos. Esta disposición se prolongará, inicialmente, hasta el próximo martes.

A inicios de la semana anterior, en este centro de salud se detectó la presencia de la bacteria Serratia liquefaciens. Es la primera vez que se encuentra en el Calderón.

Su aparición coincidió con la muerte de seis bebés prematuros atendidos en la Unidad de Cuidado Intensivo Neonatal. Si un adulto contrae esta bacteria sufrirá cuadros de diarrea, dijo Lemos, pero si la infección se da en bebés muy enfermos, se pueden desencadenar cuadros que afectan todo el organismo.

Según Lemos, los resultados de los primeros cultivos se tendrán este viernes. Otras muestras que se han analizado no han arrojado resultados concluyentes, dijo el médico.

Especialistas de ese hospital también tomaron muestras de manos y uñas (frotis) de visitantes (padres de familia y otros parientes) y del personal de salud, para hacer un cultivo y determinar si hay algún microorganismo resistente que esté generando la infección. Estos resultados estarían al final de la semana.

El hospital sí recibió información sobre la calidad del agua y se descartó que existan problemas con el líquido que se consume.

Lemos reconfirmó que otros tres bebés aislados con la bacteria se mantienen estables.

Comisión de especialistas

Como parte de todas las acciones tomadas a raíz de esta emergencia, la Gerencia Médica de la Caja nombró un equipo técnico para apoyar la investigación epidemiológica y el control de la bacteria.

Según informó la gerenta médica, María Eugenia Villalta Bonilla, en un comunicado de prensa, el propósito es determinar el foco de infección y evaluar las medidas de control del agente bacteriano.

Yolanda Torres y Eduardo González junto a su hija Ariadna, fueron atendidos el jueves en el CAIS de Desamparados. Este centro de salud está atendiendo los partos de bajo riesgo que no puedan ser vistos en el Calderón debido a la contaminación del servicio de Neonatología y Maternidad con una bacteria. DIANA MÉNDEZ.
Yolanda Torres y Eduardo González junto a su hija Ariadna, fueron atendidos el jueves en el CAIS de Desamparados. Este centro de salud está atendiendo los partos de bajo riesgo que no puedan ser vistos en el Calderón debido a la contaminación del servicio de Neonatología y Maternidad con una bacteria. DIANA MÉNDEZ.

"La pretensión institucional es atacar por todos los flancos posibles esa bacteria, que es la primera vez que se detecta en ese establecimiento de salud", mencionó Villalta.

La comisión está integrada por las siguientes especialistas:

  • Catalina Ramírez, médica del área de Vigilancia Epidemiológica del nivel central de la CCSS. 
  • Tatiana Picado, médica de la Región Central Sur de la CCSS. 
  • Marcela Hernánde, médica infectóloga del Hospital Nacional de Niños.
  • Moraima Guevara, médica del Hospital Calderón Guardia.

La Gerencia Médica emitió este jueves una circular para que el resto de hospitales entren a apoyar la atención de los partos que, temporalmente, no se atenderán en el Calderón.

La Gerencia Médica, informó la CCSS, dispuso que las mujeres embarazadas en labor de parto referidas de los hospitales Tony Facio de Limón y Guápiles, en la provincia de Limón, serán atendidas en el Hospital de las Mujeres.

Las mujeres procedentes del hospital Max Peralta de Cartago y hospital William Allen, de Turrialba, serán referidas al San Juan de Dios. El hospital México deberá mantenerse alerta para apoyar a la red hospitalaria en caso de que haya necesidad.

CAIS refuerza atención

El cierre de la maternidad implicó que otros centros de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) entraran a reforzar la atención de los partos.

Uno es el Centro de Atención Integral en Salud (CAIS), de Desamparados, adonde se encargaron de recibir a las embarazadas de menor riesgo obstétrico.

Según la coordinadora del servicio de Ginecología y Obstetricia de ese CAIS, Terezka Frutos, desde el lunes 11 hasta el miércoles 13 de diciembre han atendido 18 nacimientos. Solo el miércoles, hubo diez, cuando lo usual es atender un promedio de cuatro diarios.

En el CAIS de Desamparados se atienden, al año, unos 1.000 nacimientos. Su maternidad estaba llena, la mañana de este jueves, en el área de posparto. Algunas eran pacientes del área de referencia del Calderón Guardia. Foto: Diana Méndez
En el CAIS de Desamparados se atienden, al año, unos 1.000 nacimientos. Su maternidad estaba llena, la mañana de este jueves, en el área de posparto. Algunas eran pacientes del área de referencia del Calderón Guardia. Foto: Diana Méndez

A diferencia del Calderón, donde se registran más de 5.500 partos al año, en este CAIS hubo alrededor de 1.000 el año pasado.

El Hospital Calderón Guardia ha enviado médicos residentes en Ginecoobstetricia (estudiantes avanzados de la especialidad), y personal de Enfermería para apoyar al CAIS.

Una de las pacientes del área de referencia del Calderón atendidas en Desamparados es Maricela Quirós Rojas, de 29 años. Esta vecina de Moravia tuvo a su pequeño Samuel Calderón a las 4:53 a. m. de este jueves. Es su segundo hijo.

"Ni siquiera sabíamos dónde quedaba ubicado (CAIS de Desamparados), pero nos topamos con la suerte de que es un edificio muy bonito, todo muy aseado y con poca gente”. Alexánder Calderón, papá de recién nacido.

Su esposo, Alexánder Calderón, comentó que se enteraron de la noticia por medio de una amiga que, vía WhatsApp, los informó sobre lo que se estaba viviendo en el Calderón.

Esta pareja acudió a la clínica de Coronado (la más cercana a su casa) en cuanto comenzaron los dolores de parto, la madrugada de este martes. De ahí, se trasladaron en ambulancia hacia el CAIS de Desamparados.

Sofía Cordoba (izq.) y Sofía León, son médicas residentes de Ginecología y Obstetricia del Calderón Guardia. Están dando apoyo al CAIS de Desamparados tras el cierre temporal de la maternidad en el Calderón. DIANA MÉNDEZ
Sofía Cordoba (izq.) y Sofía León, son médicas residentes de Ginecología y Obstetricia del Calderón Guardia. Están dando apoyo al CAIS de Desamparados tras el cierre temporal de la maternidad en el Calderón. DIANA MÉNDEZ

Ellos se preocuparon mucho por lo que está sucediendo en el Calderón, pues ahí Quirós tuvo su control prenatal.

Maricela asegura que el traslado le resultó favorable pues la atención en el CAIS ha sido muy personalizada.

"Ni siquiera sabíamos dónde quedaba ubicado, pero nos topamos con la suerte de que es un edificio muy bonito, todo muy aseado y con poca gente", comentó Calderón.

La gerencia médica también dispuso que los partos que sean referidos desde los hospitales Tony Facio de Limón y Guápiles deberán ser atendidos en el Hospital de las Mujeres,

Los casos procedentes del hospital Max Peralta de Cartago y hospital William Allen de Turrialba serán remitidos al San Juan de Dios y el hospital México deberá mantenerse alerta para apoyar a la red hospitalaria en caso de que haya necesidad.

Equipo investigará bacteria

La tarde de este jueves la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) anunció el nombramiento de un equipo técnico que apoyará la investigación y el control de la bacteria conocida como Serratia liquefaciens.

La gerente médica de la Caja, María Eugenia Villalta Bonilla, indicó que la intención es determinar el foco de infección, así como valorar otras medidas que permitan controlar el agente bacteriano.

El equipo estará dirigido por la directora de Vigilancia Epidemiológica Xiomara Badilla, además estará integrado por los médicos Catalina Ramírez y Leandra Abarca de Vigilancia Epidemiológica del nivel central, Tatiana Picado de la región central sur, Marcela Hernández del Hospital Nacional de Niños y Moraima Guevara del Hospital Calderón Guardia.