21 marzo
Sebastián Piñera anunciaba el martes en la noche, en Santiago, su aspiración a la Presidencia al frente del partido Chile Vamos.
Sebastián Piñera anunciaba el martes en la noche, en Santiago, su aspiración a la Presidencia al frente del partido Chile Vamos.

Santiago

El exmandatario derechista chileno Sebastián Piñera lanzó este martes su candidatura para las elecciones de noviembre, con un favorable panorama pues encuestas lo colocan de favorito.

Piñera, quien gobernó Chile entre el 2010 y el 2014, volverá a pelear la Presidencia chilena después de pasar estos años dedicado a sus negocios privados, impedido por ley que impide la reelección inmediata.

"Ante ustedes y todos mis compatriotas anuncio mi decisión de postular nuevamente a la Presidencia de la República", dijo Piñera en el acto de lanzamiento de su candidatura en un parque en el centro de Santiago.

Será su tercera aspiración presidencial después de la fallida del 2005 -cuando perdió frente a la socialista Michelle Bachelet- y en el 2009, cuando se convirtió en el primer presidente de derecha en Chile desde el fin de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Las encuestas lo sitúan con la mejor opción para las elecciones del 19 de noviembre, con una intención de voto que bordea el 25%.

"La única razón por la cual postulo hoy día nuevamente a la Presidencia de la República es porque quiero entregar lo mejor de mí mismo", expresó.

La antesala de su anuncio estuvo marcada por denuncias e investigaciones judiciales que lo tocan directamente a él y a algunos colaboradores por casos de supuesta corrupción y negocios incompatibles, acusaciones que Piñera rechaza.

"Mi familia y yo hemos sido víctimas permanentes de esta inescrupulosa y a veces canallesca campaña sucia (...). Les pido a esos que instigan a esas campañas que no utilicen a mi familia para atacar mi candidatura presidencial", exigió Piñera.

En el acto participaron su esposa, Cecilia Morel, otros familiares, decenas de políticos de la coalición derechista Chile Vamos y centenares de seguidores de Piñera, un empresario dueño de varias empresas, cuya fortuna ronda los $2.500 millones, según la revista Forbes.

La proclamación de Piñera este martes debe sortear aún unas primarias (establecidas por ley) el 2 de julio, con otros candidatos de su sector que aún no se han definido.