Deportes

Ni en una tarde de inspiración de Saprissa frenó el invicto arenero

Actualizado el 31 de marzo de 2014 a las 12:00 am

Por novena ocasión consecutiva Saprissa salió del Puerto con el sinsabor del empate

Deportes

Ni en una tarde de inspiración de Saprissa frenó el invicto arenero

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Puntarenas. El gesto de Rónald González tras el agónico gol de Roberto Wong al 89’ lo resume todo: Saprissa salió de Puntarenas con un empate que no mereció.

No porque no exista mérito en esa perfecta definición del capitán naranja en el área, sino porque esa llegada fue apenas la tercera de un equipo que se mostró demasiado inferior a su rival a lo largo de todo el partido, maniatado por un conjunto morado entregado en piernas y corazón a firmar esa victoria.

Por eso el punto con el que salió la S del Lito Pérez estuvo lejos de valer el esfuerzo tibaseño, que por un breve instante acarició el fin de ese histórico invicto arenero en ese fortín que es la Olla Mágica.

Michael Umaña se lamenta de una opción fallida en la primera mitad. Los morados crearon las opciones necesarias para salir de Puntarenas con algo más que el empate, pero no las capitalizaron.  |  CARLOS BORBÓN
ampliar
Michael Umaña se lamenta de una opción fallida en la primera mitad. Los morados crearon las opciones necesarias para salir de Puntarenas con algo más que el empate, pero no las capitalizaron. | CARLOS BORBÓN

“Veníamos a sacar los tres puntos y al final una desconcentración nos cuesta el resultado. Queríamos ganar y nos duele porque para eso se trabajó, el Puerto es un gran equipo, pero teníamos el marcador y nos confiamos”, aseguró David Ramírez tras el choque.

González, quien se resistió si quiera a valorar el garrafal descuido de su zaga que derivó en el empate, se concentró airado en aplaudir el partido que fueron a hacer a Puntarenas y en subrayar que esa actitud y mejoría, más allá del resultado, es lo que los deja contentos.

El timonel también dejó una verdad: con todo y ese único gol de Daniel Colindres, el de ayer fue uno de los mejores partidos de Saprissa en lo que va de este Verano.

Lo fue por ese orden táctico en todas sus líneas, por una presión asfixiante en cada metro del Lito Pérez y al final también por esa propuesta elaborada arriba, que si bien se llenó de opciones fallidas, no escatimó en fabricarlas.

De ahí que el único lunar fuera la definición, también apoyada por las piernas salvadoras de Rafael Núñez en un par de ocasiones.

Esta choque fortuito de Víctor Bolívar con Hansell Arauz (9) le podría costar el resto de la temporada al delantero saprissista. | CARLOS BORBÓN
ampliar
Esta choque fortuito de Víctor Bolívar con Hansell Arauz (9) le podría costar el resto de la temporada al delantero saprissista. | CARLOS BORBÓN

Nueve y contando. Amén de justicias o méritos, la historia recordará un episodio más de igualdad entre areneros y tibaseños, el noveno empate consecutivo entre dos divisas con una rivalidad aparte.

Ya van 16 partidos de Saprissa sin conocer la victoria en la Olla, el primero de esa racha ante el Municipal Puntarenas allá por el año 2000, los restantes al frente del que hoy es el Puntarenas F. C.

PUBLICIDAD

Llámese como se llame, el invicto sigue creciendo para los areneros; mientras que Saprissa, en una de sus mejores tardes del Verano, dejó el liderato en el Puerto.

Arauz es duda

Hoy en horas de la tarde se conocerá la gravedad de la lesión de Hansell Arauz, quien ayer debió abandonar el terreno de juego en camilla luego de un fuerte choque contra Víctor Bolívar.

El diagnóstico preliminar habló de un problema en el ligamento colateral interno de la rodilla derecha del delantero, pero el parte oficial lo dará un examen.

“Ahorita como está fresco me duele mucho, tuve una torcedura en la rodilla pero bueno, habrá que esperar”, dijo Arauz, titular indiscutible en la formación tibaseño de Rónald González.

  • Comparta este artículo
Deportes

Ni en una tarde de inspiración de Saprissa frenó el invicto arenero

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota