Deportes

Dirley Yepes se ríe de los obstáculos

Actualizado el 02 de febrero de 2013 a las 12:00 am

Deportes

Dirley Yepes se ríe de los obstáculos

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Vea un video con las reacciones de Dirley Yepes.

Admira a su madre porque a diario trabaja con esmero en sacar adelante a ella y a sus tres hermanas. De su padre prefiere no hablar.

Es de origen humilde y ella lo reconoce. También admite que en ciertos momentos pensó en dejar la esgrima, un deporte al que llegó a los 17 años de edad. Ahora tiene 25.

La situación familiar y económica motivó ese pensamiento.

Fue ese tiempo el que la moldeó y, al final del camino, el encargado de heredarnos a una mujer bajita, de tez blanca y pelo negro.

Ese tiempo nos heredó a una férrea enamorada de lo que hace, una luchadora incansable y una perseguidora de sueños de primera clase. Nos heredó a Dirley Yepes.

Ella encabeza la lista del equipo de esgrima que buscarán que el oro de los próximos Juegos Centroamericanos se quede en casa.

Dirley es de personalidad extrovertida. Es casi imposible que su peculiar –y escandalosa– sonrisa se borre de su rostro. Incluso su respuesta más sentida la aderezó con ese mismo gesto, aunque con un poco más de mesura.

“A veces por estar entrenando, no estoy haciendo algo más productivo, como trabajar y ayudar económicamente a mi mamá con los gastos de la casa”, fue esa la respuesta que la hizo reflexionar.

Para mitigar un poco ese ‘cargo de conciencia’, en sus ratos libres le colabora con la empresa a Irlay Molina, su mamá.

Es estudiante de arquitectura y muy perfeccionista: para algunos un obstáculo; para ella su principal virtud.

“Eso me gustó de mi deporte. Aquí (en el esgrima) todo hay que hacerlo perfecto”, destacó.

La perfección de la que habla no es por una medalla: es una presión por no errar al competir.

Trayectoria. En los Juegos Centroamericanos la respaldan los cuatro oros de su palmarés (uno del Centroamericano Juvenil, en el 2007 y los otros tres de los Centroamericanos mayor en 2008, 2009 y 2012).

Es la primera esgrimista tica en clasificarse a unos Juegos Panamericanos: Guadalajara en el 2011.

Aunque su actuación en ese certamen fue discreta, ella no lo ve así y lo siente como una ganancia para la historia de ese deporte aquí.

PUBLICIDAD

“Aquí (en Costa Rica) sí se puede. Somos un país pequeño y con poca ayuda, pero a pesar de eso hemos salido adelante. Trato de motivar a mis compañeros de que sí se puede”, relató.

En su vida como deportista ellos, sus compañeros, son imprescindibles.

“Están orgullosos de mis logros. Ven que vengo a entrenar todo el tiempo y siempre quieren venir a entrenar conmigo. Somos un grupo de verdad”, finalizó.

  • Comparta este artículo
Deportes

Dirley Yepes se ríe de los obstáculos

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Manuel Herrera F.

manuel.herrera@nacion.com

Periodista de Entretenimiento y cultura

Periodista en el suplemento de Viva de La Nación. Bachiller en Periodismo en la Univerdad Latina. Además, posee estudios en Diseño publicitario. Escribe sobre televisión, farándula y temas de entretenimiento. 

Ver comentarios
Regresar a la nota