Cada vez hay más personas mayores de 80 años en casi todos los países

Por: Irene Rodríguez 14 septiembre, 2015
En Costa Rica, el Instituto Nacional de Estadística y Censos reporta 968 personas mayores de 100 años. | ARCHIVO
En Costa Rica, el Instituto Nacional de Estadística y Censos reporta 968 personas mayores de 100 años. | ARCHIVO

En el mundo, hay unos 10 millones de personas con más de 80 años, y más de 400.000 ya superaron la barrera de los 100 años.

Esas son algunas de las conclusiones de un estudio del Instituto de Evaluación de Demografía y Epidemiología de la Universidad de Washington, Estados Unidos, publicado en la revista Open Health .

Los números crecerán más de 20 veces respecto del aumento de la población total para el 2050, con lo que este segmento de edad sería el de mayor incremento. Mucho antes de eso, en el 2017, la cifra de mayores de 65 años será más alta que la de niños menores de cinco años por primera vez en la historia.

Los demógrafos atribuyen el alza en el número de longevos a varias décadas de avances médicos, que reducen la incidencia de insuficiencia cardíaca y derrames.

Los primeros. Japón, conocido por su dieta baja en grasas y basada en arroz y pescado, tendrá el mayor número de centenarios en el 2050, unos 627.000. Italia, Grecia, Mónaco y Singapur, con ayuda de sus climas templados, tendrán también muchas personas centenarias, la mayoría mujeres.

En Costa Rica, el Instituto Nacional de Estadística y Censos reporta 968 personas mayores de 100 años, la mayoría en Guanacaste y Alajuela. Son las cifras más altas de longevidad en Centroamérica.

Un buen sistema de salud, la alimentación y la genética son factores fundamentales para el aumento del número de personas centenarias.

Según un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) del 2014, encontrarle sentido a la vida y tener claro un propósito son aspectos clave para gozar de salud emocional y de buena calidad de vida después de los 65 años, anota el informe como una de sus principales conclusiones.

“Conforme aumenta la esperanza de vida y los tratamientos para enfermedades graves se hacen más eficaces, el asunto del bienestar en el adulto mayor adquiere mayor relevancia”, apunta el documento.

“El bienestar se ve afectado no solo por la salud física, sino también por otros factores que incluyen relaciones interpersonales, espacios para sus actividades favoritas, oportunidades de estudio y de recreación”, concluye el informe especializado.

Etiquetado como: