Por: Agencia AP.   21 marzo

Ciudad de Guatemala. El Ministerio de Gobernación guatemalteco retiró este martes a los 11 investigadores policiales que contribuían en las pesquisas que realizaba la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig).

Según informó el jefe de ese organismo, Iván Velásquez, este grupo de investigadores de inteligencia civil tenía ya varios años trabajando con la Cicig. Velásquez expresó que esta medida del gobierno de Jimmy Morales “pretende afectar” sus investigaciones, pues tenían a su cargo varias gestiones en curso.

El jefe de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), Iván Velásquez, de Colombia, habla en una conferencia de prensa con la Fiscal General guatemalteca Thelma Aldana (fuera de la imagen), en Ciudad de Guatemala el 25 de enero del 2018.

La Cicig es un ente de Naciones Unidas que investiga aparatos clandestinos y de seguridad incrustados en el Estado y es 100% financiado por la comunidad internacional.

En contraste, el vocero del Ministerio de Gobernación, Fernando Lucero, dijo a miembros de un diario local que estas acciones buscan reconcentrar las fuerzas policiales en labores de seguridad durante Semana Santa.

Los cambios fueron ordenados por Carlos Degenhart, quien fue nombrado ministro de Gobernación hace poco menos de dos meses y quien ha sido señalado por diversos sectores de realizar acciones que entorpezcan la lucha contra la corrupción en el país.

El presidente Morales lo nombró en sustitución de Francisco Rivas, quien presentó su renuncia poco después de que el mandatario intentara expulsar a Velásquez de Guatemala.

En aquel entonces –agosto de 2017– el comisionado y la fiscal general, Thelma Aldana, anunciaron que tenían un caso que involucraba a Morales en financiamiento electoral ilícito. Sin embargo, el Congreso protegió al presidente y le permitió conservar su inmunidad. A su vez, la Corte de Constitucionalidad protegió a Velásquez y éste logró permanecer en el país.

Esta no es la primera acción de Degenhart contra investigadores que contribuyen con la Cicig. También por órdenes suyas, un grupo de agentes policiales asignados a la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI) –que está a cargo de trabajar con la CICIG en casos de alto impacto relacionados con corrupción– fue removido a solo unas semanas de haber asumido el cargo.

Por último, en febrero pasado y a un mes de haber sido nombrado, Degenhart cambió a toda la cúpula policial, lo que generó molestia entre algunos académicos, empresarios y ciudadanos.

Para Francisco Jiménez, exministro de Gobernación, estas acciones limitan el trabajo de la Comisión.

“Los investigadores fueron desde el inicio capacitados, especializados en ciertas tareas, y quitarlos de la noche a la mañana no es lo adecuado. En estos casos el tema de la confianza es fundamental” , dijo el exministro, quien agregó que la situación viola el convenio de cooperación firmado entre Gobernación y Cicig, en el cual se comprometieron a apoyar el trabajo del organismo.

En días pasados, la prensa local develó que Degenhart recibió el año pasado dos salarios de dos instituciones del Estado donde laboraba de manera simultánea. Además de que eso está prohibido por ley, generó críticas entre la gente. Degenhart aún no se ha pronunciado sobre los señalamientos.