Alexánder Sánchez. 27 junio, 2016
Entre lágrimas, el equipo de 'Pelando el ojo' realizó un programa en honor al fallecido Toño Hernández.
Entre lágrimas, el equipo de 'Pelando el ojo' realizó un programa en honor al fallecido Toño Hernández.

Pelando el ojo ya no será el mismo.

Se siente en la voz de Norval Calvo, Natalia Monge, Mino Padilla, Roque Ramírez y todo el resto de la pandilla humorística que, la tarde de este lunes, despide a Toño Hernández, en el espacio de Radio Monumental que disfrutó de sus inigualables imitaciones.

Con la canción Cuando un amigo se va, el programa que se transmite de 5 a 7 de la noche arrancó en punto la edición especial en honor al imitador, que murió el domingo de un paro cardiorespiratorio.

Entre caras apesumbradas, anécdotas y mucho sentimiento, el Pelando de Ojo de esta tarde comenzó con las palabras de Christian Hernández, moderador del programa.

"El show debe continuar, es difícil cuando situaciones de este tipo se presentan. Costa Rica ha sido testigo de la pérdida que hemos tenido y hoy decidimos, con todo el dolor, realizar este homenaje a Toñito, que sabemos que ya esta en el regazo del Señor", dijo Hernández.

"Esperamos que, desde el cielo, Toño pueda disfrutar el homenaje", finalizó.

Sin esperar mucho, fue Norval Calvo el segundo en tomar la palabra. Con voz cortada y ojos llorosos, el director de Pelando el ojo estremeció a la cabina, adornada con dos lazos negros en señal de luto.

"Cuando partió Froylán Bolaños, Dios me dio la capacidad para sobrellevar la pérdida. En ese momento, sin que eso significara una sustitución de Froylán, porque era insistituible, entonces decidí incorporar a dos personas al programa: Roque Ramírez y Toño Hernández", rememoró Calvo.

"Nunca vi a Toñito tan feliz cuando dia le dije que estaba adentro del elenco. Luego este gordito simpaticón comenzó a ganarse el cariño del publico. Es una gran perdida. Hoy estamos reviviendo otro duro golpe. Gracias por haber sido parte de nuestra historia", agregó Calvo.

Y así, uno a uno de los titulares del programa fueron tomando el micrófono para recordar a Hernández.

Roque Ramírez, por ejemplo, siempre lo recordará porque Toñito siempre se sentaba a su lado.

"Siempre preguntaba por mí y no sabía porqué. Un día me dijo: es que usted no sabe cómo disfruto estar con usted, en el micrófono", recordó Ramírez.

"Qué bonito fue eso. Ese gesto de cariño. A partir de ahí me quedé callado", agregó.

Puros recuerdos. Conforme pasaron los minutos, el melancólico ambiente con que inició la edición especial de Pelando el ojo se fue disipando.

¿Cómo no iba a suceder eso?, si Toño Hernández era un vacilón:pura alegría, servicio y transparencia.

Esos fueron los valores que más le reconocieron al imitador,mientras Natalia Monge, Roque Ramírez, Mino Padilla y los demás invitados, iban compartiendo significativos momentos junto al fallecido.

“Siempre buscaba como ayudarlo a uno. Si uno necesitaba algo, él buscaba como solucionarlo. Que se me rompió la pantalla del celular,pues él se ofrecía para arreglarla o buscar a alguien para que lo hiciera”, expresó Monge.

“Eso es muy bonito, porque esos son valores que la humanidad a perdido mucho y Toño los tenía”, agregó.

Sus compañeros tampoco olvidaron una de sus principales características: era un comelón. Entre risas, las historias para ejemplificar su gusto por la comida sobraron en el programa.

Si usted se perdió el programa, recuerde que puede verlo y escucharlo este martes, por canal 11. Se emitirá de 7 p. m. a 9 p. m.

Además, mañana, Pelando el ojo transmitirá un programa grabado de la última participación de Toño Hernández en el espacio. No habrá transmisión en vivo.

Si usted se perdióel programa, recuerde que puede verlo y escucharlo mañana martes,por Canal 11. Se emitirá de 7 a 9 p. m.

Además mañana, porPelando el ojo, escuche un programa grabado de la últimaparticipación de Toño Hernández en el espacio. No habrátransmisión en vivo.