En dos conciertos distintos, las bandas costarricenses celebrarán el cierre y comienzo de los ciclos, en Jazz Café de San Pedro y El Observatorio, respectivamente.

Por: Alessandro Solís Lerici 15 mayo, 2015

Los ciclos se celebran porque se sabe que cuando acaba uno, comienza otro. Por ello, las bandas costarricenses Sonámbulo y Un Rojo, las cuales celebrarán este viernes en dos conciertos el fin de la estación seca y la llegada de la lluviosa

El grupo de reggae Un Rojo conmemorará el ocaso del verano con su Fiesta roja, que se fectuará en el Jazz Café de San Pedro a partir de las 9 p. m., con Café Surá como agrupación invitada.

Sonámbulo en uno de los conciertos de presentación de ‘Psicosonorama’, su segundo disco, en el Jazz Café de Escazú.
Sonámbulo en uno de los conciertos de presentación de ‘Psicosonorama’, su segundo disco, en el Jazz Café de Escazú.

El espectáculo –cuyo costo de ingreso será de ¢4.000– marcará también el final de la etapa previa a la promoción del segundo disco de Un Rojo, titulado Reborn.

“Este es un show importante porque es para despedir una temporada de Un Rojo en su disco anterior. Queremos que nos acompañen a disfrutar lo que ha sido la banda hasta ahora y dar la bienvenida a lo que viene”, dijo el bajista Luis Carlos Córdoba.

Por su lado, Sonámbulo abrazará al invierno con un concierto en El Observatorio, en barrio La California, San José. En su caso, la banda será la única sobre tarima, pero es probable que su sonido psicotropical alcance y sobre.

La presentación será la primera de Sonámbulo desde que se canceló su participación en el FIA, lo cual generó que el grupo fuera uno de los tantos artistas que alzó la voz en público para criticar la organización del festival y apuntar el desorden en el Ministerio de Cultura.

El concierto empezará a las 9:30 p. m. y la entrada para presenciarlo tendrá el valor de ¢3.000.